La crisis no perdona: más siniestros totales por el envejecimiento del parque móvil

Kel 5   (1)

Tu opinión nos importa:

Puntúa y deja tu comentario.
Ahorra hasta un 65% en tu seguro de coche
COMPARA AHORA
  • El 40% de los turismos y el 45% de los vehículos industriales tienen una antigüedad superior a diez años
  • En el caso de que la responsabilidad de un accidente recaiga sobre nosotros, no nos podemos negar a la declaración de siniestro, pero siempre se puede intentar negociar con la aseguradora
  • La probabilidad de accidente de los coches con más de ocho años se duplica frente a los nuevos ya que, según datos de Anfac, el porcentaje de turismos con más de diez años de antigüedad ha crecido ocho puntos desde 2008
  • El 10% de los vehículos siniestrados en este segmento puede estar en situación de siniestro total, es decir, unos 100.000 vehículos

¿Tienes un coche de más de ocho años? Pues aunque no hay datos exactos, es más que probable que sea declarado siniestro total por tu seguro de coche si tienes un accidente. Actualmente 100.000 vehículos con esta antigüedad podrían estar en esta situación. Y las cosas pueden ser peores, teniendo en cuenta que, a medio plazo, los vehículos con más de diez años pueden representar el 50% del parque, si la demanda continúa en desaceleración.

La crisis ha pasado factura al parque automovilístico, que no sólo se estanca sino que también envejece. Según datos de la Asociación Española de Fabricantes de Automóviles y Camiones (Anfac), el porcentaje de turismos con más de diez años de antigüedad ha crecido ocho puntos desde 2008, lo que duplica la probabilidad de accidente y eleva el riesgo de que puedan declarar tu coche ‘siniestro total’.

No hay cifras oficiales sobre el número de vehículos declarados en esta situación durante 2012 -las aseguradoras son ‘muy suyas’ para ciertas cosas-, pero si sabemos que la relación entre ‘antigüedad’, ‘valor del vehículo’ y ‘siniestro total’ es muy estrecha. Simplemente, es cuestión de echar cuentas. A más edad, el valor del vehículo baja y si la reparación resulta superior a ese valor, el resultado no es otro que ‘siniestro total’.

Concepto ‘Siniestro total’

Un coche es declarado siniestro total –o en pérdida total en el argot asegurador– cuando el coste de la reparación es superior al valor del coche o es imposible llevarla a cabo, por ejemplo, en caso de incendio o robo. Por tanto, el concepto ‘siniestro total’ es de aplicación cuando ocurre un accidente y entran en juego las coberturas de daños propios contratadas en nuestro seguro (daños, incendio y/o robo).

Esta cláusula no es igual en todas las pólizas. Pero, en general, un vehículo es declarado siniestro total cuando su reparación tras un accidente es superior un 100% o un 75% (aquí hay mucha variedad) a su valor. En estos casos, la compañía nos abonará una indemnización sujeta al valor del vehículo establecido en la póliza que puede ser: venal (la más común), venal mejorado, de mercado o, en el mejor de los casos, a nuevo. Comprueba las condiciones generales de tu seguro para ver cuál te corresponde.

Para que los tengas claro, si en tu contrato pone a valor venal, la cuantía que recibirás corresponde al precio de venta de tu coche en el momento inmediatamente antes de la ocurrencia del siniestro; a valor mejorado, se parte del anterior y se añaden algunos suplementos que puedes pactar con la compañía; a valor de mercado o reposición, supone que recibirás el valor de compra de tu coche más impuestos o arreglos, entre otras cosas; y a valor de nuevo, lo que te cuesta tu coche nuevo.

Ni blanco, ni negro

A veces puede resultar interesante que nos declaren el vehículo siniestro total, por ejemplo, si acabamos de comprar el coche y la indemnización de nuestro seguro de coche está sujeta a valor a nuevo, pues con el dinero que nos den podemos adquirir otro similar, y siempre es mejor un coche nuevo que uno reparado.

Pero hay otros casos en que ocurre todo lo contrario. Pensemos en un siniestro total en un coche con cierta edad pero en un buen estado. La indemnización que nos abone la aseguradora puede ser inferior al precio de un vehículo similar en el mercado de segunda mano. Con el añadido que el usuario se queda sin un coche que era perfectamente válido para él. Este caso lo mejor puede ser reparar. Pero, ¿podemos negarnos a que nos declaren el coche siniestro total?

Grandes controversias

El tema es controvertido y ha sido objeto muchas veces de los Tribunales de Justicia, pero desde Lapoliza.com afirman que dependerá en buena medida de quién es el responsable del accidente.

Si el causante es el conductor del otro vehículo, por supuesto que puedes negarte y hay sentencias en este sentido. La pérdida total es una definición que se utiliza en las garantías de daños que sirve para determinar en qué momento la aseguradora entiende que el vehículo no se repara (si el valor de reparación excede de un % determinado del valor venal). Pero no es lógico que se aplique cuando nos encontramos ante un accidente cuya responsabilidad recae sobre otro vehículo y se está reclamando la reparación del daño (por la vía que sea, bien por aplicación de convenios sectoriales, bien por la reclamación de daños de nuestra póliza de seguro). Por lo tanto, si el siniestro lo ha causado un tercero, su responsabilidad en ningún caso se puede limitar y podemos exigir que se nos indemnice por el valor real de reparación.

Kel 5   (2)

Y en el caso de que la responsabilidad recaiga sobre nosotros, ¿podemos también negarnos? Teóricamente ‘no’, es una cláusula que hay en la póliza pero todo es discutible. Existen casos en los que se puede llegar a negociar con la aseguradora recibir el valor que crean necesario y añadir por nuestra parte lo que falte para la reparación. Y otra cuestión a tener en cuenta es que dependiendo del presupuesto del taller podemos estar en pérdida total o no.

Envejecimiento progresivo

Por nuestras carreteras circulan más de 31 millones de vehículos, según los datos de la Dirección General de Tráfico, de los cuales un 67,3% son turismos; un 15,3%, camiones y furgonetas; y un 15,2% entre motocicletas y ciclomotores.

Estas cifras corresponden a 2011, pero desde hace algunos años la fotografía del parque automovilístico español se mantiene fija y, con toda seguridad, será muy similar en 2012.

El parque de vehículos en España se estanca y, también, envejece por la crisis, según Anfac. La mala situación económica ha provocado no sólo que el crecimiento se detenga sino que se registre, además, un significativo envejecimiento, hasta tal punto que el 40% de los turismos y el 45% de los vehículos industriales tienen una antigüedad superior a los diez años. Es decir, de los 31 millones de vehículos 12 millones superan los 10 años.

Pocas cifras

No existen datos exactos de cuántos vehículos de más de 8 años estuvieron implicados en un siniestro. Pero según estimaciones de lapoliza.com, de los 1,6 millones de siniestros de Responsabilidad Civil declarados, según Icea, en los que el vehículo asegurado era responsable de causar daños materiales a otro, aproximadamente, 1 millón corresponde a vehículos de este segmento, y de ellos un 10% podría encontrarse en situación de ‘pérdida total’, en cifras, unos 100.000.

Tampoco es posible conocer el número de siniestros totales declarados en España durante 2012, pues esta información solo está en poder de las compañías. Pero, consultando los datos de siniestros tramitados por el Departamento de Siniestros de Lapoliza.com, podemos saber que del total de partes que se produjeron durante el pasado año, el 0’60% fueron declarados como siniestros totales.

Efectos negativos

La patronal de fabricantes alerta también de los efectos negativos de esta situación. Por un lado, para el medio ambiente, puesto que los vehículos más antiguos son responsables del 80% de las emisiones contaminantes. Por otro, para la seguridad vial, ya que estos automóviles duplican la probabilidad de accidente frente a los nuevos.

La patronal de fabricantes alerta también de los efectos negativos de esta situación. Por un lado, para el medio ambiente, puesto que los vehículos más antiguos son responsables del 80% de las emisiones contaminantes. Por otro, para la seguridad vial, ya que estos automóviles duplican la probabilidad de accidente frente a los nuevos.

De esta forma, desde el comienzo de la crisis el porcentaje de vehículos con más de diez años de antigüedad ha crecido ocho puntos en el caso de los turismos (del 31,5% en 2007 al 39,6% en 2011) y diez puntos en el sector de camiones (del 35,3% al 45,2%).

Doce consejos para proteger tu coche

Si tienes un coche de más de 8 años, te ofrecemos doce consejos para proteger tu vehículo:

  1. Ten siempre las ITV al día.
  2. Muchos de estos coches son herencia familiar, no olvides la transferencia.
  3. Si es el típico vehículo con pocos kilómetros y muy bien cuidado, asegura al menos incendio , robo y/o lunas
  4. Si no es así, al menos, contrata alguna cobertura de daños, entre otras cosas para beneficiarte de las prestaciones del Consorcio.
  5. No olvides la Asistencia en Viaje , quizás la necesites más que con un coche nuevo
  6. Tampoco olvides el seguro del conductor. Da lo mismo coche nuevo o viejo para sufrir daños corporales.
  7. Cuando contratas un seguro puedes ahorrar con pólizas en las que, en caso de siniestro, se tenga en cuenta el valor venal.
  8. Que no te engañen: hay pólizas que tienen en cuenta el valor de nuevo durante un tiempo y después consideran el valor venal.
  9. Muchas veces estos coches son el comodín para toda la familia. Cuidado si lo conducen jóvenes que no están incluidos en la póliza.
  10. Si el vehículo tiene muchos años y es una verdadera “pieza de museo” quizás puedas contratar una póliza de vehículo de época o colección.
  11. Un vehículo antiguo tiene, al menos, tantas posibilidades de causar daños a terceros como uno nuevo. Es un error comprar un seguro solo por el precio por tratarse de un coche viejo. Mira las garantías.
  12. Quizás te interese coger una póliza con crédito reparación. 

¡Entra en nuestra calculadora y comprueba cómo ahorrarte dinero en tu seguro! 

Fuentes: Lapoliza.com y Kelisto.es. Datos a Marzo 2013

¿Qué te parece? Otros usuarios ya están comentando este artículo. Deja tu opinión aquí
Ahorra 120 euros en tu seguro de coche con Kelisto
COMPARA AHORA
Logo seguros home