Compara Tarifas de Móvil de Prepago

Descubre y compara ofertas de tarjetas de móvil de prepago. Habla y navega al mejor precio.

Móvil

Minutos
Datos

Precio

Operadores

OFERTAS TOP
Sin Cuotas
0,00
CUOTA MENSUAL
Plan 20 GB + llamadas ilimitadas
10,00
CUOTA MENSUAL
7 GB + llamadas ilimitadas
7,50
CUOTA MENSUAL
50 ofertas

Ordenado por: Precio total del primer año

Otras ofertas de Internet y telefonía

Otras compañías de Móvil de prepago de tu interés

¿Cómo funciona el comparador de tarifas de prepago de Kelisto?

Para ahorrarte el repaso por todas las páginas de operadores que venden telefonía móvil en España, el comparador de tarifas de prepago de Kelisto las recoge todas en esta misma página. En ella las verás todas ordenadas de más barata a cara por precio anual o, lo que es lo mismo, lo que te gastarás en el primer año de contrato. Elegimos este criterio porque sabemos que algunos operadores tienen descuento algunos meses mientras que otros dejan una cuota fija. Aunque te mostramos las cuotas rebajadas y después de las subidas, hacemos por ti el cálculo de cuáles te saldrán más baratas a lo largo de los meses.

Por otro lado, como el precio no es lo único importante, también hemos instalado algunos filtros que te permitirán eliminar de la pantalla las ofertas que no se ajusten a tu consumo y ver solo las que te interesan. Una vez tengas acotada la selección, puedes pinchar en el detalle de cada plan o contratar el que más te interese directamente desde nuestra web.

Todos nuestros precios se actualizan a diario con información de los operadores. Ellos mismos nos avisan de los cambios en su catálogo y revisamos sus páginas periódicamente para estar al día de cualquier actualización y así poder enseñarte siempre los mismos precios que las compañías de teléfono e Internet dan en sus páginas.

¿Qué es una tarifa de prepago para el móvil?

A la hora de elegir tarifa, tenemos dos opciones: optar por alguna de las mejores tarifas de prepago o por alguna de las mejores tarifas de móvil de contrato. Sin importar el tipo de móvil que tengamos, uno de los aspectos fundamentales es elegir una tarifa que se adapte a nuestras necesidades y que nos permita ahorrar dinero. Después, las diferencias entre ambas modalidades están en la forma de pago, que en el caso del prepago se hace recargando una tarjeta con saldo que el operador se cobra al principio del mes (en caso de que tengamos una tarifa con un bono de datos y/o minutos contratado) o a medida que hagamos uso del teléfono (si contratamos un plan para que nos cobren solo al consumir).

Las tarifas de prepago se popularizaron en los 90 como una alternativa más económica que las tarifas de contrato (que obligan a pagar una cuota mensual fija y que en aquel momento exigían una permanencia mínima). Sin embargo, actualmente los precios del contrato y el prepago se han igualado y ya no hay compromisos asociados a las tarifas de móvil, así que el prepago ha caído en desuso (apenas representan dos de cada 10 líneas activas).

¿Cómo funcionan las tarifas de prepago?

La telefonía móvil prepago y la de contrato se diferencian básicamente en la forma en la que se pagan los consumos y, por ende, en las ofertas que se contratan. En el caso de la telefonía móvil prepago, o de tarjeta como también se le llama, se trata de una modalidad de pago adelantada donde el usuario ingresa en su tarjeta el dinero que consumirá en forma de minutos, mensajes o datos. Si quieres saber las mejores tarifas de prepago, consulta nuestro ranking mensual.

En las tarifas de móvil de contrato, por el contrario, se paga después de realizar el consumo, razón por la cual la tarifa móvil se asocia a la cuenta bancaria del usuario, de donde serán descontados los gastos. Los consumos del cliente se verán reflejados en una factura mensual que el usuario deberá pagar para continuar disfrutando de los servicios contratados.

¿Cuánto dura una tarifa de prepago?

Puedes contratar una tarifa de prepago con o sin cuotas. En el segundo caso, dependerás del saldo de tu tarifa, que irá bajando a medida que llames o que te conectes al 4G de tu operador. Por tanto, no hay una duración exacta: puedes recargar cuando quieras tu teléfono, incluso mantenerlo sin saldo para solo recibir llamadas, y utilizarlo hasta que la tarjeta de prepago se quede vacía. En cambio, si optas por las tarifas de prepago con una cuota fija -es decir, las que ofrecen unos datos y minutos ya preestablecidos-, podrás hacer uso de tu bono hasta que se renueve a los 28 o 30 días (el periodo varía según el operador). Ten en cuenta, eso sí, que solo habrá renovación si tienes saldo suficiente para que se cobre el siguiente mes de tarifa.

¿Cómo saber si me conviene una tarifa con tarjeta de prepago de telefonía en lugar de contrato?

La decisión de contratar una tarifa de móvil prepago o de contrato debe estar basada en el análisis de nuestras necesidades como usuario. No todos los clientes utilizan su móvil de la misma manera: por ello unos necesitan más o menos servicios. Para quienes consumen pocos minutos, mensajes o datos, hacen uso esporádico del móvil, o quieren controlar más sus gastos, la oferta móvil prepago podría ser una buena opción ya que solo pagarían lo que consuman, claro, dependiendo de la tarifa que se contrate. En el caso de los usuarios que hagan uso intensivo de sus móviles, podría convenirles más la telefonía móvil de contrato que la telefonía móvil prepago, ya que puede suponer un mayor ahorro.

Si quieres descubrir cuál es la mejor oferta para ti, te recomendamos que utilices nuestro comparador de tarifas de telefonía móvil, donde podrás evaluar las características de las ofertas de todas las compañías del mercado.

¿Qué ventajas tienen las tarifas de móvil de prepago?

Tener una tarifa móvil de prepago no significa estar limitado: es simplemente una modalidad que atiende requerimientos distintos dependiendo de lo que necesite cada usuario. Así, la telefonía móvil de prepago suele ser la apuesta de los clientes que desean tener un mayor control de sus gastos.

Por lo demás, las tarifas móviles de prepago incluyen casi los mismos beneficios y características que se incluyen en las tarifas de contrato.

Esta modalidad también ofrece a los usuarios una mayor libertad para cambiar de operador ya que no comporta compromisos de permanencia, algo que, por otro lado, también se aplica a casi todas las de contrato. Al no estar atado a una permanencia con una compañía, el usuario podrá conseguir mejores ofertas entre los operadores. De hecho, solo tienes que asegurarte de no recargar tu tarjeta de prepago para que dejen de cobrarte. Eso sí, ten en cuenta que esta modalidad puede exigir ciertos requisitos, como una recarga mínima, un consumo mínimo o incluso el pago de una cuota mensual.

¿Qué desventajas tienen las tarifas móviles de prepago?

La telefonía móvil prepago también tiene algunas desventajas respecto a las tarifas móviles de contrato y una de ellas, quizá una de las más importantes, es que las tarifas móviles de prepago suelen incluir menos minutos y megabytes para navegar que las de contrato. Aunque hay tarifas de prepago con muchos datos, no las hay con datos ilimitados, una opción que sí está disponible en el contrato.

Otra de las desventajas de la telefonía móvil prepago es que, en caso de que el cliente se quede sin saldo, estará incomunicado hasta que haga una recarga. De esta manera, si el usuario necesita comunicarse de manera urgente no podrá hacerlo ya que las únicas llamadas que podrá hacer desde su equipo serán las de emergencia.

¿Tienen permanencia las tarifas móviles de prepago?

No como tal, pero la telefonía móvil de prepago no está completamente exenta de los compromisos de pago con el operador. Algunas compañías exigen a los usuarios de telefonía móvil de prepago un consumo mínimo o una recarga mínima, y en otros casos incluso una cuota mensual.

Los clientes de telefonía móvil de prepago tampoco disponen del beneficio de las ofertas convergentes que se ofrecen a los clientes de contrato. Estos paquetes ofrecen a los usuarios la posibilidad de integrar todos sus servicios en una misma tarifa para así obtener descuentos y mejores servicios. Por alguna razón, los operadores ofrecen este tipo de ofertas solo a quienes tengan tarifas de contrato, quizá como una estrategia para atraer a más clientes a la modalidad pospago o contrato.

¿Cómo contratar la mejor tarifa móvil de prepago?

Para contratar la tarifa más económica acorde con sus necesidades, es necesario que el cliente analice cuáles son sus hábitos de consumo y en base a eso filtrar en el comparador de tarifas de prepago. Esto le permitirá contratar el plan más barato. Y es que cuando hablamos de contratar la tarifa móvil de prepago con el precio más bajo no nos referimos solo a la que menos nos cobrará, sino a la que mejor se ajusta a los datos y minutos que consumimos al mejor precio. Si queremos evitar sobrecostes innecesarios, es importante contratar justo los servicios que necesitamos para que no gastemos de más en recursos que no utilizamos.

Puede que al usar nuestro comparador de tarifas de prepago elijas una en específico porque te ofrece justo lo que necesitas a un precio inmejorable. Sin embargo, siempre es importante estar atento a las condiciones de ciertas promociones ya que, puede ser que pasado el tiempo de la promoción, la oferta ya no te convenga. Si bien es cierto que por ser cliente de prepago no tienes permanencia y puedes cambiar de tarifa o de operador cuando quieras, nadie quiere estar haciendo cambios todos los meses. Por ello es mejor estar atento a la hora de escoger.

¿Cómo se recarga el saldo en la tarjeta de prepago de telefonía?

Los clientes de tarifa móvil de prepago deben atender otro aspecto para disfrutar del servicio de su móvil y es precisamente el proceso de recarga de saldo de la tarjeta.

Una de las formas que tienen los clientes para realizar recargas de saldo es a través de sus ordenadores o dispositivos móviles, ya sea desde la página web del operador o desde su aplicación móvil. Asimismo, los clientes también tienen la posibilidad de hacer el proceso por medio del teléfono, ya que algunas compañías suelen tener un número telefónico dedicado a quienes hacen recargas móviles.

La telefonía móvil de prepago también puede recargarse a través de terceros, por medio de cajeros automáticos o por la banca en línea. Muchos bancos permiten realizar recargas de saldo a través de sus plataformas en Internet o a través de su red de cajeros automáticos, bien sea con tarjetas de crédito o de débito. También es posible realizar recargas en establecimientos autorizados como locutorios, estancos o supermercados, entre otros. Los mensajes de texto son otra vía para las recargas de saldo, aunque para ello es necesario registrar previamente una tarjeta bancaria.

¿Cuánto cuesta una tarjeta de prepago?

Si alguna vez te has preguntado cuánto cuesta una tarjeta de prepago, debes saber que, en sí misma, no cuesta nada. Por lo que pagas es por los datos y minutos que incluye. Dependiendo del operador, podrás encontrar precios más o menos asequibles aunque por norma general, los grandes operadores suelen tener los precios más elevados, mientras que los Operadores Móviles virtuales (OMV) tienen las tarifas de prepago más baratas. No obstante, dependiendo de las promociones de las compañías, quizás sea más rentable pagar un poco más y disfrutar de mejores condiciones.

Los precios de las tarjetas de prepago de telefonía pueden ir desde los cero euros hasta los 20 euros. Operadores como Suop o Simyo ofrecen la tarifa más económica (cero euros) con la que solo pagarás por los minutos y datos que consumas. Si prefieres un plan cerrado, Simyo cuenta con las ofertas de prepago con mejor relación calidad precio.

Además del coste de los productos incluidos en la tarjeta de prepago de telefonía, recuerda que aunque el envío de la misma suele estar incluido, dependiendo de las condiciones del operador tendrás que correr tú, o no, con los gastos derivados de este procedimiento. Eso sí, gracias a las promociones que acostumbran a incluir las telecos es habitual disfrutar de algunos descuentos en la primera cuota.

Hay diferentes formas de comprar una tarjeta prepago. La opción más cómoda es la online, ya sea a través de las webs de los operadores o en compradores como el nuestro. La más clásica es acudir a la tienda física del operador, lo cual no es siempre posible ya que muchos OMV no tienen tiendas físicas. Si prefieres una opción intermedia, es decir, que te ofrezca la comodidad de realizar la contratación desde casa, pero a través de un agente comercial, la mayoría de compañías permiten adquirir sus productos por teléfono.

Tarifas con tarjeta de prepago móvil para recargar

Aunque no es tan amplia como la de contrato, la oferta de tarjetas de prepago de telefonía es bastante variada y la horquilla de precios y características, muy amplia. Puedes encontrar planes desde cero euros, como la tarifa “Sin cuotas” de Simyo, hasta los 20 euros de la tarifa 35 GB y llamadas ilimitadas con la que también cuenta el OMV propiedad de Orange. Suop, por su parte, también ofrece planes muy competitivos, como la tarifa 20 GB con llamadas ilimitadas por 14,99 euros. Para los que buscan una tarifa más sencilla, Llamaya propone su oferta con 5 GB y llamadas ilimitadas por siete euros. Todas estas tarifas están en nuestro ranking de tarifas más baratas de prepago, pero si quieres descubrir qué otras tarjetas de prepago de telefonía es posible contratar, no dudes en consultar nuestro comparador. Con esta herramienta podrás filtrar por las características que buscas y descubrir las ofertas y promociones de los diferentes operadores.

No olvides que para poder disfrutar de este tipo de planes, tendrás que recargar las tarifas de prepago una vez hayas agotado el saldo. Esto significa que las tarifas son autorrenovables siempre y cuando haya suficiente saldo en tu tarjeta prepago.