Todo lo que debes saber sobre la fibra óptica

A la hora de contratar nuestro servicio de conexión a Internet en el hogar existen dos tipos de conexiones básicas: ADSL y fibra óptica. Tendrás que decidirte por una u otra porque, aunque cada usuario tiene unas necesidades distintas en Internet, lo que está claro es que nadie puede renunciar ya a estar permanentemente conectado. Internet se ha convertido en un servicio imprescindible a la hora de trabajar, hacer negocios, buscar formas de entretenimiento, nuevas amistades… etcétera.

Diferencias básicas entre fibra óptica y ADSL

La principal diferencia que se encuentra entre la conexión a Internet mediante fibra óptica o el ADSL es el material del que está compuesta la red: mientras que el ADSL está compuesto por hilos de cobre que se encargan de mandar señal eléctrica, la fibra óptica está compuesta por hilos de vidrio o de plástico que se encargan de enviar señales de luz.

La fibra óptica pone a disposición del usuario la velocidad que realmente contrata a través de su operador a diferencia de lo que ocurre con el ADSL, que puede sufrir interferencias en la navegación debido a los cambios de temperatura o de tensión, cosa que no afecta a la fibra óptica. Además, la fibra óptica mejora la experiencia del usuario en Internet ya que los tiempos de espera cuando subes o descargas archivos son menores al usar fibra óptica, ya que proporciona más velocidad.

La fibra óptica se llama también fibra óptica hasta el hogar (FTTH sus siglas en inglés), así que si ves esas siglas no te preocupes porque se trata del mismo servicio con el que podrás  disfrutar de contenidos multimedia que requieren alta velocidad en Internet como vídeos o televisión en alta definición.

Ventajas y desventajas de la fibra óptica 

La fibra óptica implica una diferencia crucial a la hora de contratar Internet basada en la estabilidad de la conexión y la velocidad que ofrece.

1. La velocidad de navegación que se puede contratar con ADSL es de hasta 30Mb/s o 10 MB/s si se incluye dentro de un pack. Con la fibra óptica se pueden alcanzar velocidades de hasta 300 Mb reales, es decir, que con la   fibra óptica se disfruta del Internet real que se contrata y no de una velocidad máxima que se puede alcanzar. La velocidad que proporciona la fibra óptica no depende de la distancia del domicilio a una central telefónica.

2. La calidad de la conexión de Internet a través de la fibra óptica es mejor que la del ADSL por el grosor del material del que está hecho.

3. La estabilidad de conexión gracias a la fibra óptica es mayor que con el ADSL porque la cantidad de megas con los que se navega es constante, no se reducen ni varían en ningún momento.

4. La instalación de la fibra óptica es sencilla, ya que por su flexibilidad y ligereza se puede adaptar a los conductos interiores que existan en la vivienda. Otra gran ventaja de la fibra óptica es que en caso de que haya una avería se puede detectar donde está a través de control remoto sin  necesidad de hacer obra en la instalación de casa.

De momento son algunas las desventajas que se pueden encontrar a la hora de disfrutar de la fibra óptica:

1. El precio de la fibra óptica puede ser un poco superior al del ADSL, pero con la fibra óptica se paga por un Internet real mientras que con el ADSL se obtiene una velocidad estimada. Es decir, que con la fibra óptica se disfruta de la velocidad que realmente se quiere contratar.

2. Por otro lado la cobertura de fibra óptica en España aún es bastante limitada. Mientras que el ADSL está implantando en todo el territorio nacional, se estima que sólo el 50 % de los hogares españoles cuentan con acceso a la fibra óptica.

Velocidades de la fibra óptica

Al igual que ocurre con el ADSL existen varias velocidades de fibra óptica que puedes contratar. Recuerda que como con la fibra óptica disfrutas fielmente de los megas que contratas puedes ajustarte más a tus necesidades.

- Fibra óptica de 50 MB: con esta tarifa de fibra óptica tendrás conexión a Internet para acceder a contenidos multimedia sin limitaciones y su potencia permite perfectamente la descarga de archivos.

- Fibra óptica de 100 MB: con esta tarifa de fibra óptica podrás hacer un consumo mayor de contenidos en Internet, con una mayor velocidad de descarga.

- Fibra óptica de 200 MB: a esta tarifa de fibra óptica a la que se le podría denominar como “premium”. Normalmente los diferentes proveedores ofertan la combinación de esta tarifa de fibra óptica con televisión.

- Fibra óptica de 300 MB: en la actualidad es la mayor velocidad de fibra óptica que puedes contratar en España y la proporcionan compañías como Vodafone, Movistar u Orange. Con esta velocidad no tendrás problemas a la hora de descargar todo tipo de contenidos o de ver retransmisiones de vídeo en directo a través de Internet o servicios Premium de televisión.

No olvides que contrates con quien contrates tu tarifa fibra óptica es importante comparar todas las alternativas de fibra óptica que hay en el mercado, pues se trata de un sector en el que las ofertas fluctúan continuamente. Sólo a través de herramientas como nuestro comparador de fibra óptica podrás saber cuál es la mejor oferta de fibra óptica que se adapta a tus necesidades.

Fibra óptica… ¿simétrica o asimétrica?

En los últimos meses las principales operadoras de servicios de telecomunicaciones del país han comenzado a comercializar fibra óptica simétrica. ¿Qué significa esto? Con la fibra óptica simétrica el usuario recibe la misma velocidad a la hora de realizar descargas de información a Internet que cuando envía datos. Hasta hace unos meses, lo común era recibir una velocidad más alta pero ésta bajaba considerablemente cuando se trataba de subir información (por ejemplo, al publicar un vídeo en Internet), lo que ralentizaba la experiencia de usuario considerablemente.

Sin embargo, la mayor parte de operadoras de telecomunicaciones han comenzado a ofertar fibra óptica simétrica al mismo precio que la asimétrica, por lo que el usuario no debe dudar a la hora de qué oferta de fibra óptica debe escoger: a igualdad de precio, siempre mejor tener la opción de disfrutar de fibra óptica simétrica.

¿Cómo escoger la mejor fibra óptica?

El ADSL tiene los días contados frente a la fibra, por velocidad, estabilidad y también por precio. De hecho, la mayor parte de las operadoras de telecomunicaciones que operan en España ya ofrecen fibra óptica al precio de ADSL. Esto rompe con la creencia común de que la fibra óptica es más cara que el ADSL. De hecho, hoy por hoy cuesta lo mismo y sólo es necesario disponer de cobertura en el domicilio para tener clara la elección: siempre fibra óptica.

La fibra óptica, también conocida como FTTH (Fiber-To-The-Home, Fibra hasta el hogar), no solo ofrece conexiones de hasta 300 Mb sino también una velocidad real, ya que la fibra óptica no depende de la distancia a la que se encuentre el domicilio de la central telefónica más cerca. El usuario siempre recibe la velocidad contratada.

La calidad de este material del grosor de un cabello humano es muy superior a la del par de cobre, proporcionando mayor estabilidad, incluso, en escenarios adversos, como los campos electromagnéticos, que cada vez son más habituales en los hogares con la multiplicación de electrodomésticos y dispositivos inalámbricos.

El salto cuantitativo y cualitativo es extraordinario, pudiendo alcanzar velocidades de hasta 1.000 MB (1 GB) y, además, permite la conexión simultánea de múltiples dispositivos sin que por ello mengüe la calidad de la conexión. Además, de las tecnologías existentes es al que menor retardo acusa, prestación de especial interés para los aficionados a los videojuegos en línea.

¿Qué se necesita para instalar fibra óptica?

Si estás pensando en instalar fibra óptica en casa, ten en cuenta que tendrás que modificar la estructura de comunicaciones que actualmente existe en la vivienda. Lo normal es que un técnico de la operadora con la que contrates el servicio de fibra óptica se desplace hasta tu casa para realizar la instalación y lo deje todo hecho de forma gratuita y en poco tiempo.

A diferencia del cobre, la flexibilidad de la fibra y su ligereza (unos pocos gramos por cada kilómetro) hacen que sean aprovechables los conductos interiores de la vivienda, evitando la mayor parte de las veces que tengas que soportar una obra de albañilería. Otra de las ventajas sobre las actuales instalaciones de cobre es que la fibra permite la telemetría, de manera que en caso de avería es posible averiguar de manera remota en qué punto de la instalación se encuentra el problema y no tendrán que picar en la pared ni nada por el estilo para arreglarlo, no podrán hacer desde la central.

Por todo esto, no te preocupes porque sea necesaria la realización de una instalación, ésta estará terminada en cuestión de minutos en tu hogar y podrás disfrutar del servicio de fibra óptica cómodamente y sin tener que preocuparte de realizar ningún tipo de obra.

¿Por qué debería utilizar fibra óptica?

El principal motivo es que, a igualdad de precio, no hay que pensar en si es mejor elegir ADSL o fibra óptica. El ADSL ya es una tecnología caduca que ofrece velocidades de conexión a Internet mucho menores que la fibra óptica. Si el consumidor tiene en su domicilio cobertura de fibra óptica no debe pensar en ningún momento en contratar otro tipo de tecnología para acceder a Internet.

La fibra óptica es recomendable para aquellos que hacen un uso intensivo de Internet o los que con ADSL no alcanzan una velocidad cercana a la contratada. La fibra óptica nos asegura una muy alta velocidad, mayor estabilidad y un menor retardo.

Si a pesar de la disponibilidad y la igualdad de precio aún tienes dudas sobre qué elegir, conviene pensar a largo plazo a la hora de decidir entre ADSL y fibra óptica. Es posible que con la velocidad que te proporciona el ADSL tengas hoy suficiente pero, ¿cuánto tardará en cambiar eso? Los juegos online y el streaming de vídeo son cada vez más populares. ¿Quieres quedarte en casa con una conexión limitada?.

Fibra2

¿Cómo cambiar de proveedor de fibra óptica?

En el mercado existen numerosas ofertas de fibra óptica. Las operadoras se han lanzado a cambiar a sus clientes actuales de ADSL a fibra óptica sin aumentarles el precio, y están llevando a cabo promociones muy interesantes para lograr que todos los nuevos clientes opten ya por servicios de fibra óptica.

Además, los clientes de otros operadores pueden beneficiarse de importantes descuentos si cambian de proveedor solicitando una portabilidad de su servicio de conexión a Internet en el hogar mediante fibra óptica. Realizar este cambio no es complicado –en contra de lo que suele pensarse- y tan sólo hay que realizar una llamada telefónica o rellenar un formulario online para que el cambio de compañía sea efectivo en un plazo medio de 10 a 15 días.

Realizar una portabilidad a otra compañía de fibra óptica supone un ahorro anual que puede superar los 240 euros si se elige la mejor oferta del mercado, que será aquella que más se adapte a nuestras necesidades de consumo.

Pero no todas las ofertas cumplen con lo que prometen y en ocasiones el coste de migrar a otra tarifa de Internet puede suponer un gasto mayor que el supuesto ahorro que se obtiene con el nuevo proveedor. Antes cambiar de ADSL es preciso tener en cuenta una serie de consideraciones para ahorrarse unos euros sin perder prestaciones en la línea de acceso a Internet. Te vamos a explicar cómo puedes cambiar de proveedor de fibra óptica sin tener ningún tipo de problema ni ver interrumpido tu servicio.

Cómo saber cuándo ha llegado el momento de cambiar

Hay varios factores que determinan cuándo ha llegado el momento de cambiar de proveedor de fibra óptica. El primero es tener claro que cualquier momento es bueno para hacerlo, siempre y cuando encontremos la oferta adecuada y no incurramos en penalizaciones por incumplir el contrato de permanencia con la actual operadora, si es que existe.

Además de esto, acceder a una tarifa más rápida es un motivo para hacer una portabilidad de fibra óptica, sobre todo si tu proveedor de servicios de Internet no consigue ofrecer 300 Mb, que es la velocidad máxima a la que se comercializa hoy día la fibra óptica en España.

También puede llevarte a cambiar de proveedor de fibra óptica la posibilidad de acceder a un paquete de facturación única que integre el teléfono móvil y/o canales de televisión por fibra óptica. Esta situación es muy común sobre todo desde que las operadoras de telefonía se embarcaron en la “guerra del fútbol”. Muchos usuarios cambian de pack de telecomunicaciones y se pasan a la oferta de fibra óptica de otro operador sólo porque en la nueva compañía tengan acceso a la visualización de partidos de sus competiciones favoritas, por ejemplo, la Champions League o la Liga BBVA.

Otra circunstancia que puede llevar a los usuarios a cambiar de servicio de fibra óptica es el aumento del precio de la factura de forma unilateral por parte de su actual compañía. Como hemos denunciado en Kelisto, en los últimos meses el precio de los packs integrados de fibra óptica ha aumentado considerablemente. Ante esta situación, los usuarios tienen derecho a cambiarse de compañía sin ningún tipo de penalización si se modificaron las condiciones –y el precio- del servicio que contrató.

¿Qué hacer con la permanencia al cambiar de proveedor de fibra óptica?

Da igual con qué compañía de telecomunicaciones tengas contratado tu servicio de fibra óptica, puesto que cualquier consumidor que sea usuario de un servicio de acceso a Internet en el hogar tiene los mismos derechos a cambiar de compañía sin que la portabilidad suponga un coste añadido.

Antes de solicitar la portabilidad es fundamental comprobar si se mantiene algún tipo de compromiso de permanencia con el proveedor actual. Si existe un compromiso hay que comprobar antes el coste de romperlo, puesto que éste puede llegar a suponer una penalización superior a 700 euros en función de los servicios que tengas vinculados a tu contrato de fibra óptica.

Si por el contrario no tenemos ningún compromiso de permanencia adquirido, el usuario podrá cambiarse de compañía libremente, beneficiándose de los descuentos que le hagan otras compañías de la competencia o incluso recibir una contraoferta por parte del proveedor actual de telefonía móvil.

Si por ejemplo estás en esta situación, antes de cambiar de servicio de fibra óptica ponte en contacto con el servicio de atención al cliente de tu proveedor y dile que deseas darte de baja, señalando que el motivo es que has encontrado un precio más barato en la competencia. Seguramente te hagan una propuesta para rebajarte la factura hasta un 30% durante 6 ó 12 meses. Eso sí, también es posible que te obliguen a mantener un compromiso de permanencia de entre 12 y 18 meses.

¿Portabilidad o alta nueva en el servicio de fibra óptica?

A la hora de contratar un nuevo servicio de fibra óptica, siempre es mejor hacerlo mediante una portabilidad que a través de una alta nueva, ya que el servicio de fibra óptica va asociado a una línea de teléfono fija y realizando una portabilidad te aseguras mantener el mismo número. Si te das de baja con tu actual proveedor y luego contratas un alta nueva con otra compañía perderás el número.

Para ver las mejores ofertas de ADSL en el mercado no te pierdas nuestra calculadora de ADSL.

 

Ver más...