Qué tener en cuenta antes de contratar un seguro de coche

Corvette 829807 1280

Tu opinión nos importa:

Puntúa y deja tu comentario.
Ahorra hasta un 65% en tu seguro de coche
COMPARA AHORA

No todos los seguros de coche son iguales y, aunque a veces el precio es nuestra principal motivación, a la hora de contratar una póliza o cambiar de compañía debemos tener en cuenta una serie de aspectos importantes. Para que puedas tomar una decisión que no suponga sorpresas desagradables en el futuro, te contamos todo lo que debes valorar antes de contratar un seguro de coche.

Actualmente existen en el mercado numerosas compañías y seguros de coche diferentes, por lo que elegir el producto más apropiado no siempre resulta sencillo. Si nos guiamos únicamente por el precio podemos escoger un producto que no incluya con alguna cobertura importante y, a la larga, podría salirnos mas caro. Por ello, lo conveniente es analizar bien las opciones disponibles y responder a las siguientes preguntas antes de firmar nuestra póliza de seguro de coche.

1. Según el uso que voy a hacer del coche, ¿qué coberturas necesitaré?

Debemos contratar el mejor seguro de coche para nuestro caso concreto, es decir, aquel que se adapte a nuestras necesidades. Para ello, debemos analizar cuál será el uso que le daremos a nuestro vehículo y qué coberturas nos resultarán imprescindibles.

Por ejemplo, si viajamos a menudo o nos desplazamos a diario con el coche, sería interesante contar con una garantía de asistencia en carretera completa que nos asista en caso de avería o de accidente las 24 horas del día, si aparcamos el coche en la calle en una zona no demasiado segura nos interesará incluir la cobertura de robo o, por otro lado, si utilizamos el coche como herramienta de trabajo necesitaremos contar con un coche de sustitución en caso de accidente.

2. ¿Qué modalidad de seguro de coche debo contratar?

La modalidad de seguro que elijamos (a terceros, a terceros ampliado y a todo riesgo), dependerá del grado de protección con el que queramos contar.

El seguro a terceros cubre la responsabilidad civil obligatoria, es decir, los daños que causemos a terceros pero no los de nuestro propio vehículo. Por ello, es una buena opción para los vehículos más antiguos con escaso valor. Los seguros a terceros ampliado normalmente añaden a lo anterior garantías como la rotura de lunas o el robo. Por su parte, los todo riesgo incluyen los daños propios de nuestro vehículo e incorporan garantías adicionales interesantes como la asistencia sanitaria no concertada, la indemnización por invalidez o fallecimiento o el vehículo de sustitución.

Por lo general, para los vehículos nuevos se suele contratar un seguro a terceros ampliado o a todo riesgo (con o sin franquicia) que incluya cobertura de robo, ya que su valor es alto. A partir de determinada antigüedad (unos cinco años) deja de resultar interesante contar con dicha garantía.

3. ¿Cómo elegir aseguradora entre todas las opciones del mercado?

Existen numerosas aseguradoras que ofrecen productos similares en apariencia, por lo que muchas veces nos resulta complicado elegir la compañía de seguros de coche más apropiada para contratar nuestra póliza. Para facilitar la elección, lo más sencillo y rápido es usar un comparador de seguros como el de Kelisto ya que, tras introducir unos datos básicos sobre el conductor y el vehículo, permite conocer cuáles son las mejores ofertas y comparar el precio y las coberturas de las distintas opciones del mercado.

De este modo, en menos de cinco minutos dispondremos de toda la información necesaria para elegir el mejor seguro de coche y, además, podremos contratarlo directamente dese la plataforma o ponernos en contacto con la compañía para resolver dudas o ampliar información.

4. ¿Qué coberturas incluye el contrato del seguro de coche?

Una vez que tenemos clara la modalidad a contratar y nos hemos decidido por un seguro de coche concreto, conviene revisar todas las coberturas que incluye la póliza para evitar sorpresas en el futuro. Debemos leer con detalle la letra pequeña y asegurarnos de que el seguro incluye todas las garantías necesarias y no nos estamos dejando guiar únicamente por el precio ajustado de la póliza. Asimismo, si el seguro incluye coberturas que no nos resultan interesantes podemos hablar con la compañía para no incluirlas y reducir la prima.  

5. Si contrato un seguro a todo riesgo, ¿lo cubrirá todo?

Hay que saber que todos los seguros, incluso los seguros a todo riesgo cuentan con exclusiones, es decir, situaciones ante las que la compañía no se hará cargo de coste en ningún caso. Dentro de las exclusiones habituales se encuentran los siniestros provocados como consecuencia de carreras o actos de riesgo o los que se produzcan bajo los efectos del alcohol y las drogas del conductor. En cualquier caso, conviene revisar si la póliza incluye alguna exclusión al margen de las habituales.

6. ¿Hasta dónde y cuánto me ofrece cobertura el seguro?

Algunas coberturas tienen un límite, es decir, la compañía nos ofrece protección hasta cierto punto. Por ejemplo, en el caso de la asistencia en carretera es posible que la garantía se ofrezca a partir de determinado kilómetro desde nuestro domicilio y no desde el kilómetro 0, que sería lo recomendable. Además, puede limitar este tipo de asistencia a un número concreto a lo largo del año. Otras coberturas que suelen incluir un límite que puede varíar sustancialmente entre las distintas compañías son la responsabilidad civil o las indemnizaciones para el propio conductor en caso de accidente.

7.  ¿Qué aspectos pueden incrementar el precio del seguro?

En el precio de la póliza influyen distintos factores como la edad del asegurado, su profesión, la ciudad en la que reside o la marca y modelo del vehículo a asegurar. Además, hay que tener en cuenta que cuanto mayor sea el valor del coche más costará la prima, por lo que añadir extras al coche que no vienen de serie puede conllevar que paguemos una prima más cara.

Uno de los factores que más peso tienen a la hora de calcular el coste de la prima es el historial de siniestralidad del conductor; como es obvio si no hemos sufrido accidentes con culpa la compañía nos considerará como conductores de bajo riesgo y ajustará más la prima.

8. ¿Existen formas de ahorrar en el seguro de coche?

Como ya hemos señalado, la forma mas sencilla y rápida de ahorrar en el seguro de coche es utilizar una herramienta como la de Kelisto para comparar entre las principales opciones del mercado. De este modo, en menos de cinco minutos podremos ver cuáles son las pólizas más completas al mejor precio y ahorrar hasta un 65% en el precio del seguro de coche.

No obstante, hay otras fórmulas adicionales para ajustar al máximo el coste de la prima como contratar solo las coberturas necesarias, aprovechar las ofertas concretas de las compañías (2x1 en distintos seguros, descuentos por ser buen conductor, etc.), o evitar incluir conductores adicionales en la póliza si éstos tienen un perfil de riesgo mayor al nuestro.

Ahorra 120 euros en tu seguro de coche con Kelisto
COMPARA AHORA
Logo seguros home