MENU

Casa Construida Con Billete De Euro

¿Qué pasará con mi hipoteca si vuelve a subir el euríbor?

¿Necesitas una hipoteca?

Te ayudamos a conseguirla de forma inmediata
  • El euríbor, que sirve como referencia para la mayoría de las hipotecas en España, podría cerrar enero con el primer repunte desde abril de 2016.

La racha de mínimos históricos que el euríbor registra desde hace 20 meses podría llegar a su fin. Los datos del organismo encargado de su regulación (el EMMI, por sus siglas en inglés) calcula que, a día de hoy, la media del euríbor a 12 meses se sitúa en el -1,88%: es decir, sigue en negativo pero, de continuar así, cerraría el mes por encima del dato contabilizado en diciembre (-0,190%).

En un país como España, donde el 93% de las hipotecas son variables (cifra que baja hasta el 65,9% en el caso de los nuevos contratos), es lógico que muchos se pregunten si este es el principio del fin de una larga racha a la baja que ha resultado muy beneficiosa para el consumidor. Por ejemplo, un hipotecado que hubiera firmado su préstamo en enero de 2015, a euríbor+1,15% y con revisión cada 12 meses, se estaría ahorrando, de media, 296,64 euros anuales en intereses gracias a los mínimos registrados por el euríbor*.

Para que sepas qué consecuencias podría tener en tu hipoteca una eventual subida del euríbor y qué alternativas tienes para esquivar o paliar los efectos de ese posible cambio de tendencia, en Kelisto te respondemos a las cuestiones esenciales que debes tener en cuenta en este momento.

¿Cuánto ha subido el euríbor?

A falta de conocer los datos definitivos de este mes, el euríbor a 12 meses podría cerrar enero en el –1,88%, si tenemos en cuenta la media mensual que registra a día de hoy. Esta cifra representa la primera subida del índice desde abril de 2016. En aquel momento, dos meses después de que el euríbor llegara por primera vez a niveles negativos, se inauguró un largo período en el que este dato no ha hecho más que registrar mínimos históricos.

¿Estamos ante un cambio de tendencia?

Es pronto para saberlo, dado que los datos de un mes no son suficientemente representativos. Ahora bien, las previsiones de buena parte de los agentes del sector (organismos internacionales, bancos, etc.) todavía sitúan al euríbor en terreno negativo durante 2018. Eso sí, en los próximos meses iríamos viendo subidas paulatinas que, obviamente, harían que el índice cerrara el año en niveles más altos de los actuales.

¿Cuándo alcanzó el euríbor su máximo histórico?

El euríbor alcanzó su máximo histórico en julio de 2008. Por aquel entonces, el índice de referencia de la mayoría de las hipotecas en España se situó en el 5,393%.

¿Cómo afectaría a mi hipoteca la vuelta del euríbor a máximos?

Para saberlo, basta con hacer algunos cálculos. En primer lugar, supongamos que acabas de  contratar la Hipoteca Naranja de ING, un préstamo que aplica un interés variable de euríbor+0,99%, aunque durante el primer año establece una tasa fija de salida del 0,99%.

Hipoteca Naranja

Producto Hipoteca Naranja de ING

Hipoteca Naranja

Más detalles
Periodo inicial
12 meses
% máximo concedido
80,0 %
Importe mínimo financiado
50000,0 €
Importe máximo financiado
-
Comisión estudio
0 €
Comisión cancelación
0 €
Comisión amortización anticipada
0 €
Domiciliar nómina
Contratación seguro vida
Contratación seguro hogar
Contratación plan pensiones
No
Contratación otros
No
Periodo inicial
12 meses
% máximo concedido
80,0 %
Importe mínimo financiado
50000,0 €
Importe máximo financiado
-
Comisión estudio
0 €
Comisión cancelación
0 €
Comisión amortización anticipada
0 €
Domiciliar nómina
Contratación seguro vida
Contratación seguro hogar
Contratación plan pensiones
No
Contratación otros
No

Para simplificar este ejemplo, dejaremos de lado el fijo de salida para poder comparar qué pasaría con un tipo variable ahora y en el momento en el que volviera a los máximos históricos. Si pidieras el importe medio de una hipoteca en España** a 22 años (datos promedio según el Instituto Nacional de Estadística), comenzarías pagando una cuota mensual de 507,04 euros. Eso sí, el día que el euríbor volviera a máximos, tu mensualidad pasaría a 866,89 euros: es decir, pagarías 359,85 euros más al mes, lo que te supondría un sobre coste de 4.318,2 al año.

Con este panorama, lo más recomendable es que, antes de contratar una hipoteca variable, hagas los cálculos necesarios para cerciorarte de que tu economía doméstica puede afrontar esta operación. Lo más recomendable es que la cuota mensual del préstamo no sobrepase el 30-35% de los ingresos familiares, de forma que tengas cierto margen de maniobra en caso de que el euríbor volviera a subir. De cualquier manera, dado que cada caso es un mundo, lo mejor es que hagas cuentas según tu caso particular, tus necesidades y tus expectativas de futuro.

¿Puedo esquivar de alguna manera la subida del euríbor?

Si todavía no has contratado una hipoteca, una forma de esquivar las subidas del euríbor es optar por una hipoteca a tipo fijo. Como verás en nuestra selección de hipotecas fijas más baratas del mercado, a día de hoy puedes encontrar préstamos de este tipo a partir de un interés del 1,5%. Eso sí, antes de contratar una de ellas, debes tener en cuenta varias cosas:

  • Las hipotecas fijas con un interés más bajo están diseñadas para plazos de devolución muy cortos (10 o 15 años), cuando lo normal es que la devolución de la deuda se alargue durante una media de 22 años.
  • Como ya te explicamos en este análisis, suelen tener unas comisiones más altas que las de tipo variable y, además, pueden aplicar un cargo extra en caso de que seas capaz de devolver tu deuda antes de tiempo: la compensación por riesgo de tipo de interés, que puede llegar a superar el 3% del dinero que reintegres.

En caso de que ya tengas una hipoteca variable, tendrías varias alternativas:

  • Cambiarte a una hipoteca fija. A día de hoy, este trámite se puede realizar de dos formas: la novación (cambiar las condiciones de tu hipoteca) o la subrogación (llevarte tu hipoteca a otro banco). Ahora bien, tal y como te contamos en este análisis, ambas operaciones tienen un coste elevado para el consumidor, por lo que tendrías que hacer muchos cálculos para saber si te compensa. Este gasto se reducirá considerablemente con la entrada en vigor de la ley hipotecaria, que está en su fase final de tramitación.
  • Negociar con tu banco. Otra de las opciones para tratar de paliar los efectos de una posible subida del euríbor pasa por negociar con tu banco una ampliación del plazo de amortización de tu préstamo: terminarás pagando más intereses, pero evitarás que la cuota que desembolsas cada mes se dispare.
*Datos calculados teniendo en cuenta el dato del euríbor al cierre de diciembre de 2014 (0,329%), que es el que se aplicaría a una hipoteca firmada en enero de 2015. Para realizar los cálculos se ha usado el importe medio (104.950 euros) y el plazo medio (21 años) de las hipotecas para la compra de vivienda de diciembre de 2014, según datos del Instituto Nacional de Estadística. Para efectuar los cálculos, se ha determinado la cuota que empezaría pagando inicialmente el hipotecado (484,74 euros) y la que abonaría ahora, habiendo revisado el Euribor en diciembre (460,02).
** 122.702 euros, según datos del Instituto Nacional de Estadística.

Tu opinión nos importa

Puntúa y deja tu comentario

¿Necesitas una hipoteca?

Te ayudamos a conseguirla de forma inmediata