¿Qué pasará con mi hipoteca si vuelve a subir el euríbor?

¿Necesitas una hipoteca?

Con el comparador de hipotecas de Kelisto, encuentra la mejor hipoteca a tipo fijo, variable o mixto y ahorra hasta 1.353€ al año.

Imagen de banner
El euríbor, que determina el interés que pagan quienes tienen una hipoteca variable, lleva más de dos años en valores negativos pero, ¿qué podría ocurrir si volviera a entrar en terreno positivo o, incluso, si registrara los máximos que tocó en 2008?

La evolución del euríbor ha atraído mucha atención en los últimos años. El índice al que se referencian la inmensa mayoría de de las hipotecas variables en nuestro país entró en terreno negativo en 2016, y, desde entonces, muchas familias se han beneficiado de importantes descuentos en las cuotas de sus préstamos hipotecarios. A día de hoy, este índice se encuentra en mínimos históricos, pero ¿qué sucedería si se produce un cambio de tendencia y vuelve a subir el euríbor?

Para que puedas salir de dudas y decidir, por ejemplo, si te conviene más una hipoteca fija o una variable, en Kelisto queremos darte respuesta a las cuestiones más importantes que pueden surgirte sobre una posible subida del euríbor, y sus previsiones para 2021. 

¿Qué es el euríbor?

El euríbor  (acrónimo de Euro Interbank Offered Rate, es decir, tipo europeo de oferta interbancaria) es un índice que refleja a qué precio se prestan los bancos europeos dinero entre sí. En concreto, equivale al porcentaje medio que pagan los bancos que forman parte del panel de la organización que se encarga de su gestión (el Instituto Europeo de Mercados Monetarios, EMMI, por sus siglas en inglés) cuando otra entidad le presta dinero. Su valor se actualiza a diario, y es posible consultarlo en la propia página web del EMMI, aunque el Banco de España también publica el valor medio con el que el euríbor ha cerrado cada mes.

El euríbor se publica con distintas periodicidades: a diario, semanal, a uno, tres, seis meses, etc. Sin embargo, en España, la referencia que usan la práctica totalidad de las hipotecas variables es el euríbor a 12 meses. Lo habitual es que este indicador se actualice cada año o cada seis meses: es decir, si firmaste una hipoteca en enero de 2021 –referenciada al euríbor de diciembre de 2020-, tu préstamo volverá a actualizarse en enero de 2022 con el valor medio al que el euríbor a 12 meses cierre diciembre de 2021.  

¿Cómo se calcula?

El euríbor se calcula haciendo la media de los tipos de interés que los principales bancos europeos utilizan para prestarse dinero unos a otros. Como es lógico, estos tipos de interés serán más o menos altos dependiendo del plazo del préstamo. En concreto, el euríbor se calcula para los siguientes plazos: una semana, un mes, tres meses, seis meses y 12 meses.

Por otro lado, debes  tener en cuenta que en enero de 2020 cambió la metodología de cálculo del euríbor. ¿La razón? La antigua metodología no era demasiado fidedigna, ya que, como los bancos europeos no se prestaban dinero entre ellos con mucha frecuencia, no se utilizaban los tipos reales de estas operaciones, sino los que los bancos reportaban que utilizarían hipotéticamente. Estas cifras, por tanto, se podían manipular fácilmente para condicionar la evolución del euríbor. De hecho, entidades como Citigroup o JPMorgan han sido sancionadas por estas conductas.

Con el cambio de metodología, el EMMI ha pasado a utilizar tres tipos de fuentes reales para calcular el euríbor (si no hay datos de una de ellas, se usa la siguiente):

  • La primera es el interés real al que se prestaron dinero las entidades seleccionadas la víspera de la publicación de los datos. 
  • La segunda también parte del interés real, pero del de las operaciones que acontecieron en días cercanos y en condiciones similares a las de la fuente anterior.
  • Por último, se tiene en cuenta el interés real de operaciones que no entran en ninguna de las categorías anteriores.

Partiendo de estas fuentes, el EMMI calcula el euríbor siguiendo este procedimiento:

  •  Cada día la selección de bancos con mayor peso en la Eurozona envían el tipo de interés que aplican para los préstamos interbancarios.
  • El EMMI elimina el 15% más alto y el 15% más bajo de esta muestra representativa de tipos de interés. 
  • Con los datos restantes, se calculan las medias y se publican los tipos oficiales del euríbor. En España, estos se publican a diario en el Boletín Oficial del Estado. 

¿Por qué es tan importante?

Las hipotecas variables son aquellas que cobran un interés que cambia a lo largo del tiempo. En España, la gran mayoría de ellas usan la misma referencia para hacer estos cambios: el euríbor a un año. De ahí que la evolución de este índice sea tan importante para determinar a cuánto ascenderá la cuota hipotecaria después de cada revisión. 

El mecanismo que utilizan las hipotecas variables para calcular su interés es sencillo: suman el euríbor más un diferencial, que es un porcentaje que nunca cambia. Por ejemplo, la Hipoteca Variable de COINC, que forma parte de nuestro ranking mensual de las mejores hipotecas variables del mercado, tiene un interés de euríbor+0,99%. El resultado de esta suma se mantiene constante durante 12 meses y, al cumplir el año, el banco la revisa con el nuevo nivel que haya alcanzado el euríbor. Por tanto, cuanto más bajo esté este índice de referencia, menor será el interés que el cliente deberá pagar por su hipoteca. 

Imagen de banco COINC
Hipoteca Variable

Como ya te habrás imaginado, la ventaja de las hipotecas variables reside en que, si el euríbor registra niveles muy bajos, pagarás pocos intereses a tu banco. Sin embargo, si este índice de referencia se dispara, la cuota que pagas cada mes crecería con la misma intensidad. 

Previsiones del euríbor para 2021

Predecir la evolución del euríbor en 2021 no es una  tarea sencilla. Las fluctuaciones del índice están condicionadas por diversos factores, entre los que destacan dos grandes categorías:

  • Los tipos de interés del Banco Central Europeo: el Banco Central Europeo (BCE) realiza periódicamente subastas de dinero que permiten a los bancos obtener efectivo. El precio al que el BCE subasta el dinero es lo que se conoce como tipos de interés. Una vez que los bancos obtienen este efectivo, pueden guardarlo o bien prestárselo a otros bancos aplicando intereses. Estos intereses interbancarios son los que se utilizan para calcular el euríbor, por lo que lo alto o bajos que estén es un factor clave en la evolución del índice. Cuanto mayores sean los intereses que cobra el BCE, mayores serán los intereses interbancarios, y, por tanto, el euríbor.
  • Todos los factores que condicionan los tipos de interés que cobra el BCE: esto incluye aspectos como la inflación (que tiene un objetivo de estabilidad del 2%, y el BCE regula con distintas medidas, entre ellas, subiendo o bajando los tipos de interés), la evolución de la economía de los países de la eurozona (que está condicionada por la situación financiera de cada país, y por condicionantes externos, como la crisis de la covid-19, la llegada de las vacunas…), los cambios en el precio de materias primas como el petróleo…

A cierre de este artículo, el consenso de mercado es que el euríbor seguirá en negativo, al menos, hasta 2022. Son las conclusiones de diversos equipos de analistas, entre ellos, los de Bankinter, que mantienen actualizadas sus predicciones en función de la situación macroeconómica.

¿Cuándo alcanzó su máximo histórico? 

El euríbor alcanzó su máximo histórico en julio de 2008. Por aquel entonces, el índice de referencia de la mayoría de las hipotecas en España se situó en el 5,393%. 

¿Cómo afectaría a mi hipoteca la vuelta del euríbor a máximos?

Para saber cómo impactaría en tu cuota mensual la vuelta del euríbor a máximos, basta con hacer algunos cálculos. En primer lugar, supongamos que acabas de  contratar la Hipoteca Variable de Bankinter, un préstamo que aplica un interés variable de euríbor+0,99%, aunque durante el primer año establece una tasa fija de salida del 1,99%. 

Imagen de banco Bankinter
Hipoteca Variable

Para simplificar este ejemplo, dejaremos de lado el fijo de salida para poder comparar qué pasaría con un tipo variable ahora y en el momento en el que volviera a los máximos históricos. Si pidieras el importe medio de una hipoteca para vivienda en España  (135.658 euros, según datos del Instituto Nacional de Estadística correspondientes a diciembre de 2020), a 30 años y con el euríbor a cierre de febrero de 2021 (-0,501%), comenzarías pagando una cuota mensual de 404,69 euros. Eso sí, el día que el euríbor volviera a máximos (5,393%), tu mensualidad pasaría a 719,15 euros: es decir, pagarías 314,46 euros más al mes, lo que te supondría un sobrecoste de 3.773,52 euros al año. 

Con este panorama, lo más recomendable es que, antes de contratar una hipoteca variable, hagas los cálculos necesarios para cerciorarte de que tu economía doméstica puede afrontar esta operación, utilizando una herramienta como nuestro simulador de hipotecas. Lo más recomendable es que la cuota mensual del préstamo no sobrepase el 30-35% de los ingresos familiares, de forma que tengas cierto margen de maniobra en caso de que el euríbor vuelva a subir. De cualquier manera, dado que cada caso es un mundo, lo mejor es que hagas cuentas según tu caso particular, tus necesidades y tus expectativas de futuro. 

¿Puedo esquivar de alguna manera una subida? 

Si todavía no has contratado una hipoteca, una forma de esquivar las subidas del euríbor es optar por una hipoteca a tipo fijo. Como verás en nuestro ranking mensual de las mejores hipotecas fijas más baratas del mercado, a día de hoy puedes encontrar préstamos de este tipo a partir de un interés del 1%. Eso sí, antes de contratar una de ellas, debes tener en cuenta varias cosas: 

  • Las hipotecas fijas con un interés más bajo están diseñadas para plazos de devolución muy cortos (10 o 15 años), cuando lo normal es que la devolución de la deuda se alargue durante una media de 22 años, según los datos oficiales. 
  • Si contratas una hipoteca fija y quieres devolver parte de lo que debes antes de tiempo, tu banco podría abonarte un cargo que nunca tendrías que pagar con las variables: la comisión por riesgo de tipo de interés. Este cargo solo se aplica si, como consecuencia de tu devolución anticipada, tu entidad pierde dinero y, aunque normalmente no había estado limitada, desde la entada en vigor de la nueva ley hipotecaria sí existe un tope máximo:  un 2% durante los 10 primeros años, y un 1,5% a partir del undécimo. 

En caso de que ya tengas una hipoteca variable, tendrías varias alternativas:

  • Cambiarte a una hipoteca fija. A día de hoy, este trámite se puede realizar de dos formas: la novación (cambiar las condiciones de tu hipoteca) o la subrogación (llevarte tu hipoteca a otro banco). Ahora bien, ambas operaciones para cambiar de una hipoteca variable a fija tienen un coste elevado para el consumidor, por lo que tendrías que hacer muchos cálculos para saber si te compensa. Este gasto se reducirá considerablemente con la entrada en vigor de la nueva ley hipotecaria, pero solo si el método que utilizas para hacer el cambio es una novación. 
  • Negociar con tu banco. Otra de las opciones para tratar de paliar los efectos de una posible subida del euríbor pasa por negociar con tu banco una ampliación de tu hipoteca terminarás pagando más intereses, pero evitarás que la cuota que desembolsas cada mes se dispare.

Tras analizar lo que podría pasar si vuelve a subir el euríbor, es probable que ya tengas claro qué tipo de préstamo para financiar la compra de una vivienda quieres contratar. Para dar con la oferta más interesante, te recomendamos que visites nuestro comparador de hipotecas fijas y nuestro comparador de hipotecas variables. Con estas herramientas podrás ver, en solo unos segundos, cuáles son las mejores propuestas del mercado e iniciar su proceso de contratación sin moverte de casa. 

¿Necesitas una hipoteca?

Con el comparador de hipotecas de Kelisto, encuentra la mejor hipoteca a tipo fijo, variable o mixto y ahorra hasta 1.353€ al año.

Imagen de banner

Noticias relacionadas

Descubre más noticias de
Finanzas
Te contamos la última hora
Consejos y Análisis

Comentarios