Los españoles pagamos 2.300 euros al año con tarjeta, un 43% menos que la media europea

Un Usuario Paga Con Tarjeta

Tu opinión nos importa:

Puntúa y deja tu comentario.
¿Necesitas una tarjeta?

Te ayudamos a conseguirlo de forma inmediata

En España, un consumidor paga con dinero ‘de plástico’ unas 50 veces al año, frente a las más de 200 ocasiones en las que lo usan los suecos, daneses y finlandeses, según datos del Banco Central Europeo.

La crisis ha hecho que tiremos de tarjeta cada vez más. Sin embargo, España aún se encuentra lejos de sus vecinos europeos en el uso de este dinero de plástico. Según datos del Banco Central Europeo (BCE), cada consumidor español se gasta 2.300 euros al año utilizando este medio de pago, un 43% menos que la media europea y un 36% menos que el promedio de los países que utilizan el euro.

España, además, está lejos de los países que más gastan con tarjeta. Además de ocupar el puesto número 12 por la cola en gasto con dinero de plástico, el importe que pagamos con este método está muy lejos del de estados como Luxemburgo (12.000 euros al año), Suecia o Reino Unido (que rondan los 10.000 euros). Incluso, estamos a gran distancia de nuestros vecinos Francia y Portugal, donde el gasto supera los 6.000 y 5.000 euros, respectivamente.

Los usuarios españoles tampoco destacan por la frecuencia con la que utilizan la tarjeta. De media, efectuamos 52 pagos con dinero de plástico al año, un 34% menos que la media europea (con 79 operaciones) y un 26% por debajo de los países de la zona euro, donde se realizan 70,8. Nuestro país es el decimotercer estado que menos usa este método de pago, solo superado por estados como Bulgaria, Grecia, Rumanía, Hungría, Italia o República Checa, entre otros.

A la cabeza de los países que utilizan con más asiduidad las tarjetas están Suecia (230 ocasiones), Dinamarca (224) y Finlandia (213), con cifras que multiplican por cuatro el dato de España. Francia y Portugal, por su parte, registran datos superiores al centenar, con lo que doblan el dato de nuestro país.

Según el BCE, los países en los que los consumidores utilizan más las tarjetas para sus pagos (o cualquier otro medio electrónico) son también aquellos en los que los costes que generan estos servicios –tanto para los usuarios, como para el comercio o la banca- son más reducidos. Sin embargo, a juicio de Yves Mersch, miembro del comité ejecutivo del organismo emisor, todavía hay usuarios que se enfrentan a “obstáculos” y “diferencias geográficas cuyo origen se remonta a antes de la introducción del euro”.

Para tratar de facilitar el uso de la tarjeta, la Unión Europea pondrá en marcha algunas medidas en el marco de la ‘Zona Única de Pagos en Euros’ (SEPA, por sus siglas en inglés). Por ejemplo, ha propuesto limitar las comisiones que cobran los bancos a los comercios por las ventas abonadas con tarjetas de crédito y débito, lo que supondría un ahorro anual de hasta 730 millones de euros para los consumidores, tal y como te contamos en Kelisto.

Nuestra opinión

Con el avance de la crisis, no solo ha crecido el uso que hacemos de la tarjeta de crédito, sino que también han aumentado las comisiones que la banca nos cobra por utilizar este medio de pago. En concreto, las entidades han encarecido un 75% el coste del dinero de plástico en los últimos siete años, según datos de la Asociación de Usuarios de Bancos, Cajas y Seguros (Adicae). Las ideas que propone la Unión Europea, sin duda, son positivas. Pero mientras no se tomen medidas decididas para lograr un tijeretazo real al coste que tiene este sistema de pago en nuestro país, nunca podremos llegar a niveles de utilización como los de los países nórdicos.

 

¿Qué te parece? Otros usuarios ya están comentando este artículo. Deja tu opinión aquí
Palabras clave: Cuentas bancarias BCE Tarjetas
¿Necesitas una tarjeta?

Te ayudamos a conseguirlo de forma inmediata

Kelisto te ayuda
¿Necesitas un crédito?
Te ayudamos a conseguirlo con las mejores condiciones