Qué debes saber sobre el certificado de eficiencia energética de edificios

Capture

Tu opinión nos importa:

Puntúa y deja tu comentario.
Ahorra hasta 194€ en tu factura de la luz
COMPARA AHORA

Todos los edificios que se vendan o alquilen en España deben contar con un certificado de eficiencia energética. Sin embargo, muchos propietarios aún desconocen sus características y utilidad.

El certificado de eficiencia energética de edificios entró en vigor hace un año, pero aún existen muchas dudas sobre su aplicación y beneficios. Para ayudarte a saber más o qué tienes que hacer si estás pensado en vender o alquilar tu vivienda, te contamos todo lo necesario sobre este certificado.

La normativa

El certificado está regulado por el Real Decreto 235/2013, por el que se aprueba el procedimiento básico para la certificación de la eficiencia energética de los edificios. El objetivo es reducir la dependencia energética de la Unión Europea, donde el 40% del consumo total de energía corresponde a edificios, además de disminuir las emisiones de gases de efecto invernadero.  

¿A qué edificios se aplica?

Deben contar con un certificado de eficiencia energética todos aquellos edificios que estén incluidos en los siguientes supuestos:

  • Los edificios de nueva construcción
  • Los edificios o partes de edificios que se vendan o alquilen a un nuevo arrendatario, siempre que no dispongan de un certificado en vigor.
  • Los edificios o partes de edificios públicos con una superficie útil total superior a los 250 metros cuadrados.

¿Qué información ofrece el certificado?

Este documento ofrece información sobre el grado de eficiencia energética de la vivienda, es decir, el consumo energético del inmueble en condiciones normales. Además, el certificado incluye algunas propuestas de mejora para incrementar el nivel de eficiencia de la vivienda, con un estudio del periodo de amortización de estas medidas, que en ningún caso serán obligatorias. El documento tiene una validez de 10 años.

¿Qué muestra la etiqueta energética?

La etiqueta energética clasifica los edificios dentro de una escala de siete letras, que va de la letra A (edificio más eficiente) a la G (edificio menos eficiente). Estos indicadores se basan en el consumo de energía (excluyendo renovables), expresado en kWh/m2 año, y en las emisiones de CO2, expresado en KgCO2/m2 año.

La diferencia entre el consumo de una vivienda de categoría A y una F o G puede ser elevada, por lo que la etiqueta debe ser un dato más a tener en cuenta a la hora de comprar o alquilar una vivienda. Además, una vivienda eficiente puede tener mayor valor en el mercado que otra de las mismas características que no lo sea.

¿Cómo funciona el sistema de certificación?

El sistema de eficiencia energética está basado en comparar la vivienda que se va a evaluar con un inmueble eficiente de las mismas dimensiones, mismo uso y en el mismo clima.

Esta comparación se produce en términos de emisiones de CO2 y no de energía consumida por lo que, aunque la vivienda tenga un alto consumo, si se cubre con energías limpias como la solar térmica o la biomasa, podría obtener una buena calificación.

El Ministerio de Industria calcula que esta normativa conllevará ahorros anuales de aproximadamente 32.000 tep (Tonelada equivalente a petróleo), suponiendo que se realizaran actuaciones de mejora de la eficiencia energética en un 10% de los edificios certificados y se consiguiera un ahorro medio de un 20% con las medidas que se adopten.

¿Vale cualquier procedimiento para obtener el certificado?

No. El Consejo General de la Ingeniería Técnica Industrial (COGITI), que agrupa a 50 colegios profesionales y representa a más de 93.000 ingenieros colegiados, ha denunciado a cuatro empresas por cometer infracciones sancionables en esta materia. La denuncia, presentada a finales de 2013, revela una mala praxis por parte de estas cuatro empresas que, a través de su web o mediante publicidad, ofrecen la formulación del certificado “a distancia” y “de oído”. De este modo el técnico no visita el inmueble, infringiendo el artículo 5.5 del Real Decreto 235/2013 que le exige realizar las pruebas y comprobaciones necesarias para poder emitirlo.

¿Dónde puedo localizar a los técnicos homologados?

Si necesitamos certificar una vivienda, podemos acudir a la Plataforma de Certificación Energética de Edificios, un servidor donde se facilita el acceso a los contactos de los profesionales habilitados para realizar las certificaciones en toda la geografía española.

¿Cuál es la sanción por incumplir la norma?

La Ley establece tres categorías de sanciones en materia de certificación energética de edificios: 

Tipo

Ejemplos de infracciones

Sanción

Infracciones leves

--Publicitar la venta o alquiler que deban disponer de certificado sin mencionar su calificación de eficiencia energética

--No exhibir la etiqueta de eficiencia energética en los casos en que sea obligatorio

--Expedir certificados que no incluyan la información mínima exigida

--Incumplir las obligaciones de renovación o actualización

--Exhibir una etiqueta sin el formato y contenido mínimo legalmente establecidos

--Otras

De 300 a 600 euros

Infracciones graves

--Incumplir las condiciones establecidas en la metodología de cálculo del procedimiento

--Incumplir la obligación de presentar el certificado ante el órgano competente de la CCAA para su registro

--Exhibir una etiqueta que no se corresponda con el certificado válidamente emitido, registrado y en vigor

--Vender o alquilar un inmueble sin entregar el certificado

--Otras

De 601 a 1.000 euros

Infracciones muy graves

--Falsear la información en la expedición o registro del certificado

--Actuar como técnico certificador sin reunir los requisitos

--Actuar como agente independiente autorizado sin contar con habilitación

--Publicitar en la venta o alquiler una calificación de eficiencia energética sin respaldo de certificado en vigor

--Otras

De 1.001 a 6.000 euros

¿Qué te parece? Otros usuarios ya están comentando este artículo. Deja tu opinión aquí
Ahorra 168 euros en tu factura de la luz
COMPARA AHORA