Análisis: Seguros de coche que ajustan su precio a los kilómetros recorridos

Shutterstock 130196291

Tu opinión nos importa:

Puntúa y deja tu comentario.
Ahorra hasta un 65% en tu seguro de coche
COMPARA AHORA

La legislación actual obliga al propietario de cualquier vehículo a tener contratado un seguro de circulación para poder moverlo o, incluso, para tenerlo estacionado en la vía pública. Pero que sea obligatorio no significa que tengas que pagar por tu póliza más de lo necesario. Si no vas a usarlo mucho, quizá te convenga un seguro con precio variable, en función de los kilómetros recorridos. 

Hay muchas personas que no utilizan su vehículo a diario, sino que le dan un uso esporádico, ya sea de fin de semana, para ocio,... Para este tipo de conductores es para quien están pensados los seguros de coche en los que pagas en función de los kilómetros recorridos. 

El seguro del coche es uno de esos gastos obligatorios en los que, a menudo, invertimos más dinero del que debemos, y todo por no comparar y buscar aquellas ofertas que más se ajustan a nuestras necesidades de consumo.

Si las compañías tradicionales calculan la prima de un seguro en función de si eres buen o mal conductor, ahora hay aseguradoras que bonifican a quien conduce ocasionalmente.

Y es que, aunque en los seguros tradicionales no se tiene en cuenta el número de kilómetros recorridos, la lógica hace pensar que puede ser un factor clave, ya que el riesgo de sufrir un accidente no es el mismo para una persona que coge el coche todos los días para ir a trabajar que para alguien que conduce ocasionalmente.

En este tipo de seguros “por kilómetros”, lo normal es que se establezcan una serie de tramos en función de la distancia que estimes que vas a recorrer en un año. Si te pasas, hay compañías que ofrecen la posibilidad de poder comprar un bono adicional para poder circular más kilómetros. Con todo, debes calcular bien y analizar si realmente te compensan este tipo de seguros.

Una de las primeras compañías en ofrecer esta modalidad de póliza fue Next, que articula su oferta con un sistema prepago en el que contratas en función de los kilómetros que crees que vas a necesitar. Puedes elegir entre bonos de 4.000, 6.000, 8.000 o 10.000 kilómetros anuales.

Mediante un dispositivo denominado Next2go, la compañía controla los kilómetros recorridos, y si cuando renuevas la póliza te han sobrado kilómetros, la compañía te los devuelve. Si te has pasado, puedes comprar bonos suplementarios. Todo ello, contando con todas las garantías de cobertura de un seguro tradicional y pudiendo elegir entre todas las modalidades, desde seguros a terceros a seguros a todo riesgo.
Otra de las compañías que ofrece un seguro similar es Verti con su póliza Cuentakms. Se trata de un seguro a terceros, con las coberturas necesarias –responsabilidad civil, defensa jurídica y talleres concertados- y tres opciones de kilometraje anual: 1.000, 2.000 y 3.000 kilómetros (al contratarlo, debes enviar una verificación del kilometraje de tu coche, algo que puedes hacer desde tu smartphone, con una fotografía, a través de la aplicación de Verti). 

Una vez alcanzado el límite de kilometraje contratado, si utilizas el coche es como si estuvieras sin seguro. No obstante, como ocurre en el caso de Next, puedes comprar suplementos de kilometraje en paquetes de 500, 1.000 y 1.500 kilómetros. 

Con la póliza Drive x Km de Seguros Bilbao puedes elegir entre módulos de 4.000, 6.000 o 8.000 kilómetros anuales y, como en los anteriores, también cuenta con bonos de kilómetros adicionales. En el caso de no haber recorrido la totalidad de los acordados, esa diferencia de kilómetros se sumará a la siguiente anualidad. Ofrece las garantías y prestaciones de un seguro a todo riesgo, con o sin franquicia.

El seguro de auto Pago como Conduzco, de Generali; el Ycar, de Mapfre, y el Allianz Auto tienen en cuenta el número de kilómetros que realizas para calcular el precio de tu póliza. A menos kilómetros, menos coste. Pero estos seguros también tienen en consideración otros factores, no únicamente la distancia recorrida. 

Si eres un conductor esporádico, debes analizar si te interesa contratar uno de estos seguros. Y no olvides que, además de la ventaja económica que llevan aparejada, este nuevo concepto de seguros trae consigo un cambio en la mentalidad de la persona, ya que evita en gran medida los trayectos innecesarios. En este sentido, se reduce la circulación por los núcleos urbanos, disminuye el estrés por los habituales atascos y, además, se rebaja la contaminación medioambiental.

 

¿Qué te parece? Otros usuarios ya están comentando este artículo. Deja tu opinión aquí
Ahorra 120 euros en tu seguro de coche con Kelisto
COMPARA AHORA
Logo seguros home