El número de fallecidos en accidentes de tráfico se reduce un 8%

Accidente Coche

Tu opinión nos importa:

Puntúa y deja tu comentario.
Ahorra hasta un 65% en tu seguro de coche
COMPARA AHORA

Durante el año pasado se produjeron en nuestro país 83.115 accidentes de tráfico con víctimas, en los que fallecieron 1.903 personas, un 8% menos que en 2011 según el informe de siniestralidad publicado por la DGT.

Por noveno año consecutivo, el número de fallecidos y heridos graves por accidente de tráfico en nuestro país se ha reducido. Es la primera vez, desde 1965, que la cifra de víctimas mortales se encuentra por debajo de las 2.000 (la cifra de 2012 se sitúa en 1.903), un 8% menos que en 2011. Los datos se extraen del informe Principales cifras de siniestralidad vial 2012, que ha sido presentado por la Directora General de Tráfico, María Seguí.

El 43% de los accidentes de tráfico con víctimas tuvieron lugar en vías interurbanas, donde se produjeron el 76% de los fallecimientos, un total de 1.442. Pese a las altas cifras, supone un descenso del 10% en el número de fallecidos en estas vías con respecto al año anterior. Por su parte, los accidentes con víctimas en vías urbanas representan el 24% del total, con 461 fallecidos (un 1% más que en 2011) y 4.400 heridos graves (un 3% menos).

Dónde, cuándo y cómo se produjeron los accidentes

La reducción del número de fallecidos en accidentes de tráfico es una tendencia común en casi todas las comunidades autónomas, a excepción de Aragón y Asturias, donde se mantuvo, y en Baleares, Canarias, Cataluña y Navarra, que incrementaron su número.

El 65% de los siniestros con víctimas mortales tuvo lugar en días laborables y, en un 63% de los casos, el accidente se produjo entre las 8 de la mañana y las 20:00 horas.

En cuanto al tipo de accidente, la salida de vía (35%) y el atropello al peatón (19%) fueron los  siniestros mortales más comunes.

Perfil de las víctimas

La mayoría de los fallecidos, un 76%, eran hombres y más de la mitad, el 51%, tenía más de 45 años. Junto a este grupo, destacan también los menores de 14 años, que continúan sufriendo duramente las consecuencias de estos siniestros. El año pasado perdieron la vida 52 niños, la mayor parte como consecuencia de un accidente en vías interurbanas. Otro de los grupos más afectados es el de las personas mayores de 64 años, que constituyen el 23% de todas las víctimas mortales.

Cabe destacar también las cifras de mortalidad de los peatones, ya que en 2012 perdieron la vida 376 transeúntes en accidentes de tráfico, un 20% del total de los fallecidos, y 1.916 resultaron heridos graves. El 54% de estas víctimas tenía más de 64 años.

Causas de los accidentes

La velocidad inadecuada sigue siendo una de las principales causas de accidentalidad. El pasado año, este factor estuvo presente en el 23% de los accidentes con víctimas mortales. Junto a la velocidad, las distracciones aparecen también como causa importante de los siniestros; en el 39% de los accidentes con víctimas se produjo un descuido del conductor, principalmente relacionado con el uso del teléfono móvil.

Uno de los aspectos que destaca el informe de la DGT es la importancia de utilizar correctamente los sistemas de seguridad. El 24% de los fallecidos que viajaban en un turismo por vías interurbanas no llevaban puesto el cinturón de seguridad y este porcentaje aumenta hasta el 32% en vías urbanas. En el caso de los menores, 15 de los fallecidos no tenían los sistemas de retención correspondiente, con los que, según Tráfico, es muy probable que no hubieran fallecido de haberlos llevado.

Nuestra opinión

Las cifras de siniestralidad del pasado año muestran una leve mejora con respecto a 2011. Sin embargo, en lo que se refiere a fallecidos en accidentes de tráfico cualquier cifra es alta. Por ello, no debemos bajar la guardia en materia de seguridad porque una única distracción o no usar los sistemas de retención adecuados pueden tener consecuencias fatales.

En Kelisto creemos que informar sobre las cifras de accidentalidad contribuye a concienciar a la población de que todavía queda mucho por hacer. Las administraciones públicas deben seguir trabajando por difundir los mensajes adecuados y por mantener las vías en el mejor estado posible. Por nuestra parte, los usuarios debemos tener siempre presente que en la carretera asumimos un riego y que una infracción o despiste nuestro puede poner en riesgo no sólo nuestra vida sino también la de los demás.

 

¿Qué te parece? Otros usuarios ya están comentando este artículo. Deja tu opinión aquí
Ahorra 120 euros en tu seguro de coche con Kelisto
COMPARA AHORA
Logo seguros home