¿Te podemos ayudar?

Ahorra hasta 117 euros en tu factura de la luz con Kelisto

Illustr-product-energy-electricidad
    Comparar ahora
  • Mejor precio garantizado
  • Nunca se interrumpirá tu servicio de electricidad
  • 14 días para cancelar el contrato sin coste
Header-news-product

Noticias más destacadas sobre Electricidad

Cómo elegir tarifas eléctricas para tu hogar

Si estás pensando en dar de alta un servicio de electricidad en tu vivienda o quieres cambiarte de compañía eléctrica, sigue leyendo porque vamos a darte las claves que tienes que tener en cuenta a la hora de analizar las tarifas eléctricas.

En muchas ocasiones empezamos a comparar productos o servicios por el precio sin tener en cuenta muchos otros factores que pueden hacer que en este caso, tu tarifa eléctrica sea muchos más barata.

Las prestaciones que elijas deberán siempre cubrir tus necesidades pero cuidado, porque contratar aquello que no necesitas podrá suponerte un aumento considerable en tu factura de electricidad.

Primero, acierta con la potencia

En la factura de electricidad los costes fijos tienen gran peso sobre el total de la cantidad mensual que debemos pagar. Es por esto que elegir bien la potencia es importante para reducir gastos al contratar electricidad.

Para elegir la potencia que quieres contratar debes pensar en la cantidad de electrodomésticos que vas a disponer o dispones actualmente en el hogar y los hábitos de consumo de luz que hay en tu casa. Piensa que si contratas más potencia de la que realmente necesitas estarás pagando una tarifa de electricidad más cara para no utilizarla.

Para saber qué potencia es la adecuada para tus necesidades puedes hacer un cálculo estimando cuánto gastarías con un consumo moderado de electricidad y cuánta potencia necesitarías si haces un uso de la electricidad más intenso.

Si tienes un piso de tamaño medio o pequeño y haces un uso normal de los electrodomésticos es probable que sea suficiente con una potencia de entorno a 4,4 kW. Sin embargo, si utilizas de forma habitual el aire acondicionado o la bomba de calor o si tu calefacción es eléctrica es posible que necesites una potencia superior, de entre  5,5 kW y 9,9 kW.

¿Cómo saber la potencia contratada?

Puede ser que ya tengas contratada una tarifa eléctrica en casa y que quieras empezar a ahorrar en la factura de la luz. Saber la potencia máxima de la que dispones es esencial para reducir los costes de las tarifas eléctricas. Para conocer este dato, basta con que cojas una de las facturas de electricidad que pagas mensualmente y te fijes en el recuadro donde aparecen tus datos personales, ahí podrás encontrar la potencia de electricidad que tienes incluida en tu tarifa eléctrica.

Para empezar a reducir el coste mensual que te supone la electricidad tan solo tienes que comparar tarifas de electricidad. Empieza a sacar provecho de alguna comparativa de tarifas eléctricas que tienes en Internet y cuando encuentres una tarifa que te conviene, ponte en contacto la nueva comercializadora con la que quieres contratar el servicio.