Usar las tarjetas de ING Direct en el extranjero será más caro a partir de abril

Oficina Bilbao

Tu opinión nos importa:

Puntúa y deja tu comentario.
¿Necesitas una tarjeta?

Te ayudamos a conseguirlo de forma inmediata

El próximo 11 de abril entran en vigor las nuevas tarifas de ING Direct, que incluyen subidas en las comisiones de algunas operaciones realizadas con tarjeta en el extranjero, como sacar del cajero a débito o pagar con una moneda distinta al euro.

Utilizar las tarjetas de ING Direct en el extranjero será algo más caro a partir del 11 de abril. El banco naranja ha informado a sus clientes a través de un correo electrónico de las modificaciones que ha incluido en las tarifas de algunas de las gestiones habituales que pueden realizarse cuando se utiliza este sistema de pago fuera del territorio nacional. En concreto, los cambios afectan a dos operaciones: el pago en comercios y la retirada en cajeros, ya sea con tarjeta de débito o de crédito.

En lo que respecta al pago con tarjeta en establecimientos, las operaciones seguirán siendo gratuitas siempre que se realicen en euros. En cambio, si se hacen en otra moneda, la cosa cambia: se pasará de abonar un 2% (sin una cantidad mínima fija) a abonar un 3%.

Usar la tarjeta de débito para sacar del cajero también será más caro. Hasta ahora, las retiradas en euros eran gratuitas si la cantidad extraída era superior a 60 euros, mientras que para cifras inferiores había que abonar 2 euros. En menos de dos meses, habrá que pagar esta cantidad, se saque lo que se saque. Si la operación se realiza en otra moneda, también habrá modificaciones: las tarifas actuales establecen que habrá que abonar un 2% (sin un mínimo fijo en euros), mientras que a partir del 11 de abril se aplicará un 3%, más 2 euros como cifra preestablecida.

Si se opta por la tarjeta de crédito para sacar dinero del cajero, las comisiones para las operaciones en euros seguirán siendo las mimas: 3% del importe extraído, con un mínimo de 2 euros. En cambio, si la gestión se realiza en otra divisa, se pasaría de abonar un 2% por cambio de divisa (sin una cantidad mínima), más un 3% del importe (con mínimo de 2 euros), a pagar un 3% por cambio de moneda más el 3% (mínimo 2 euros) que ya se abonaba hasta la fecha. 

Tarifas de las tarjetas de ING Direct en el extranjero

Gestión/Servicio En € ( hasta 10/04/2015) En € ( a partir del 11/04/2015) En otra moneda-en divisa ( hasta 10/04/2015) En otra moneda-en divisa ( a partir del 11/04/2015)
Pagar con la tarjeta en el extranjero o en Internet 0 0 2% (sin mínimo en €) 3% por cambio de divisa
Retirar en un cajero extranjero con tarjeta de débito 0 (disposición ≥ 60€)
2 (disposición ≤ 60€) 2 2% (sin mínimo en €) por cambio de divisa 2€+3% por cambio de divisa
Retirar en un cajero extranjero con tarjeta de crédito 3% del importe (mínimo 2€) 3% del importe (mínimo 2€) 2% por cambio de divisa  (sin mínimo en €) + 3% del importe (mínimo 2€) 3% por cambio de divisa + 3% del importe (mínimo 2€)+

Fuente: ING Direct a 16/02/2015

Con los cambios en sus tarifas, y según las estimaciones realizadas por la propia entidad, la opción más económica para pagar en el extranjero sería la de pagar en comercio con tarjeta. Por ejemplo, un usuario que viajara a Estados Unidos y quisiera abonar un regalo valorado en 50 dólares acabaría pagando 49,50 euros si cambiara dinero en el aeropuerto, 47,70 euros si sacara efectivo del cajero una vez llegara a su destino y 45,70 euros si pagar con su tarjeta en el comercio. Es decir, el ahorro que se podría obtener si se abonan directamente las compras sería de casi 4 euros.

Nuestra opinión

La subida de algunas de las comisiones por pagar en el extranjero que ha efectuado ING Direct se produce poco después de que la entidad naranja anunciara que no cobrará a sus clientes por sacar a débito en cajeros Servired, siempre que se extraiga más de 60 euros, como ya te contamos en Kelisto. Por tanto, después de una noticia tan positiva como aquella, la entidad anuncia una decisión que penalizará a sus clientes, sobre todo cuando viajen a países que utilizan una moneda distinta el euro.

A esto se suma que, como ya denunciamos, los cargos que aplica ING Direct por el uso de las tarjetas –al igual que sucede con la mayoría de sus competidores- es casi ininteligible para un consumidor medio. Una tabla de precios como la que plantea el banco naranja obliga a realizar una serie de cálculos que, sobre el terreno, muy pocos consumidores se detendrán a hacer, lo que les podría llevar a tomar una decisión errónea sobre qué opción deben elegir para abonar sus compras.

Es cierto que la entidad de origen holandés ya orienta a sus clientes en su correo informativo sobre nuevas tarifas acerca del coste que podría tener cada opción de pago mediante un ejemplo práctico. Sin embargo, desde Kelisto creemos que sería necesario que todas las entidades simplificaran sus comisiones para que cualquiera –en cualquier momento y lugar- pudiera calcular qué coste tendrá cada opción y cuál le resulta más conveniente. 

¿Qué te parece? Otros usuarios ya están comentando este artículo. Deja tu opinión aquí
¿Necesitas una tarjeta?

Te ayudamos a conseguirlo de forma inmediata

Kelisto te ayuda
¿Necesitas un crédito?
Te ayudamos a conseguirlo con las mejores condiciones