¿Qué documentos debes llevar obligatoriamente en tu coche?

Conductor En Su Coche

Tu opinión nos importa:

Puntúa y deja tu comentario.
Ahorra hasta un 65% en tu seguro de coche
COMPARA AHORA

Todo aquel que se ponga al volante siempre debería llevar encima el permiso de circulación, el carnet de conducir y la tarjeta de la ITV, aunque también es recomendable que cuente con los ‘papeles’ del seguro y del Impuesto Municipal de Circulación.

¿Hace mucho que no revisas lo que llevas en la guantera de tu coche? Sí es así, te recomendamos que tomes nota. La ley obliga a los conductores a circular con una serie de documentos que, en caso de no estar regla o de no presentarse cuando así lo requiera un agente de la autoridad, pueden suponer el pago de una multa e, incluso, la inmovilización del vehículo.

En concreto, hay tres papeles que cualquier conductor debería llevar:

1. La tarjeta de la Inspección Técnica de Vehículos: es un documento que acredita que tu coche ha sido matriculado y que reúne los requisitos necesarios para poder circular. En esta tarjeta se muestran los datos técnicos de cada vehículo y, además, las ocasiones en las que ha sido presentado a una inspección periódica y cuál ha sido el resultado. Si ha sido satisfactorio, el conductor recibirá una pegatina que demuestra que ha pasado la revisión. Este adhesivo siempre debe colocarse en la esquina superior derecha del parabrisas.

2​. El permiso de circulación: es un documento que emite la Dirección General de Tráfico (DGT) y que muestra quién es el titular del vehículo. Además, contiene información como el número y la fecha de matriculación, la marca y el modelo de coche, su número de identificación, la cilindrada o la potencia.

​3. Permiso de conducción: es lo que comúnmente llamamos “carnet de conducir” y demuestra que un ciudadano está acreditado para manejar un determinado tipo de vehículo (en el caso de los turismos, se utiliza el permiso “B”). Es decir, que tiene la capacidad, los conocimientos y las habilidades que resultan necesarias para utilizarlo.

La normativa permite que, si lo deseas, lleves fotocopias de todos estos documentos en lugar de los originales. Eso sí, solo serán válidas para circular por España y siempre que estén compulsadas y que se identifique qué organismo o qué persona ha realizado el trámite. Para hacer la compulsa podrás acudir a un notario o a las unidades de la Jefatura de Tráfico, que están obligadas a realizarla, previo pago de una determinada cantidad.

Otros documentos que también se recomienda llevar

Además de estos documentos, hay otros que, si bien no son obligatorios, es recomendable que también lleves contigo.

1. Impuesto sobre Vehículos de Tracción Mecánica: es un tributo municipal que varía en función del tipo de vehículo (turismos, ciclomotores, motocicletas, etc) y de sus caballos fiscales. Por ejemplo, en un municipio como Madrid, los turismos con un menor número de caballos fiscales (menos de ocho) abonarán este año 20 euros, mientras que los que rebasen el límite de los 20 caballos (el baremo máximo) abonarán 202 euros.

2. Seguro de coche: hasta hace unos años, era obligatorio que cualquier conductor presentara un documento que acreditara que disponía del seguro obligatorio de responsabilidad civil. Sin embargo, desde que entró en vigor la Ley 18/2009, ya no hace falta. Como mucho, un agente podría solicitar que se le mostrara una acreditación de que la póliza está vigente (es decir, el último recibo), pero ni siquiera eso es necesario. Para poder comprobarlo, las autoridades pueden consultar el Fichero Informativo de Vehículos Asegurados y chequear que nuestra póliza está en vigor.

¿Qué multas tendrás que pagar si la documentación no está en regla?

No disponer de alguno de los permisos necesarios para conducir o, simplemente, no llevarlos encima o tenerlos caducados cuando nos los solicite un agente de Tráfico puede llevar aparejado el pago de multas que oscilan entre los 10 y los 1.500 euros. Además, en algunos casos, la penalización también podría implicar la inmovilización del vehículo, como podrás ver en la siguiente tabla.

Capture

Fuente: Dirección General de Tráfico (DGT)

Eso sí, en muchos casos, quienes decidan pagar su multa con rapidez, podrán beneficiarse de un descuento. En concreto, Tráfico establece que quienes sean sancionados, por ejemplo, por no llevar el permiso de conducción encima o por llevarlo caducado podrán pagar la mitad de la penalización si lo hacen en los 20 días naturales siguientes a la notificación de la denuncia y si renuncian a formular alegaciones.

Fuentes: Dirección General de Tráfico (DGT) y Ley 18/2009, de 23 de noviembre, por la que se modifica el texto articulado de la Ley sobre Tráfico, Circulación de Vehículos a Motor y Seguridad Vial, aprobado por el Real Decreto Legislativo 339/1990, de 2 de marzo, en materia sancionadora

¿Qué te parece? Otros usuarios ya están comentando este artículo. Deja tu opinión aquí
Palabras clave: seguros de coches
Ahorra 120 euros en tu seguro de coche con Kelisto
COMPARA AHORA
Logo seguros home