Cómo pagar en las carreteras españolas

Dm20

Tu opinión nos importa:

Puntúa y deja tu comentario.
Ahorra hasta un 65% en tu seguro de coche
COMPARA AHORA

Los costes de tener una red de alta capacidad adecuada no son sólo los relativos a su construcción sino también los costes de mantenimiento que crecen a lo largo del paso del tiempo y también los costes relativos a la congestión y a la contaminación, entre otros. Desde hace tiempo muchos de nosotros creemos que las carreteras son gratuitas pero ese pensamiento es una falacia.

Sin embargo no hay nada más lejos de la realidad, sobre todo porque las carreteras se financian o bien a través de los los usuarios, mediante un peaje explícito, o bien a través de los impuestos que pagan los contribuyentes. No hay carreteras gratuitas, ni ningún servicio público que no tenga un coste, aunque como usuarios directos en muchos casos no nos repercutan una tasa por uso.

Períodos de crecimiento económico

En periodos de bonanza económica, como los vividos hasta el 2007, el Estado recaudaba miles de millones de euros a través de los impuestos y, además, se disponían de cuantiosos fondos europeos que fueron a parar a la construcción de una ingente red de vías de alta capacidad. Dicha construcción, desafortunadamente, no tuvo en cuenta ni la eficiencia ni la sostenibilidad, llegándose a producir paradojas tales como autovías desiertas u otro tipo de infraestructuras como aeropuertos o vías de tren de alta velocidad infrautilizadas o inútiles desde su inauguración.

Porcentaje de autopistas de peaje en países vecinos

En España, del total de vías de alta capacidad, en torno al 19% de las mismas son de peaje explícito, mientras que en países cercanos alcanzan proporciones del 62% como en Francia, el 86% en Italia o el 97% en Portugal.

Períodos de estancamiento económico

Teniendo en cuenta la actual situación económica que es mucho menos favorable que hace unos años, así como que los próximos años se espera sean todavía más nefastos para la generación de riqueza en nuestro país, la recaudación fiscal disminuirá incluso a pesar de las subidas de las tasas impositivas, por lo que inflexiblemente las administraciones públicas se verán abocadas a contener el gasto para no ahondar en mayores déficits presupuestarios, que cada vez serán más complicados financiar a través de la deuda pública.

Coste de oportunidad en los fondos públicos

Hay que tener en cuenta que dedicar fondos públicos en infraestructuras reduce su disponibilidad para otras actividades y fines sociales, ya que éstos son limitados y el recurso a la deuda pública ya no es una opción. Por lo tanto, el coste de oportunidad al destinar dinero público para financiar un servicio debe ser tenido en cuenta al no poder financiar otro, sobre todo cuando existen alternativas como el pago por uso.

El pago por uso

El pago por uso, a través de peaje, tasa o precio público supone que el que utiliza la infraestructura, la desgasta y provoca costes externos a la sociedad paga por ello. Siendo un pago proporcional, según la distancia y el vehículo, y universal a todos los usuarios, independientemente de su nacionalidad, cosa que no ocurre cuando la carretera la paga el contribuyente español. Otras ventajas son su capacidad de modular la demanda de tráfico y contribuir al uso eficiente de las infraestructuras existentes reduciendo los costes externos.
 
El recurso del peaje se ha generalizado en Europa y en el resto del mundo y va en aumento. La actual situación económica ha puesto de manifiesto las ventajas de acudir al pago por uso. Sólo es cuestión de tiempo de que nuestros políticos actúen en consecuencia y establezcan un sistema de pago por uso en la red de alta capacidad.
 
De lo contrario, al estar obligados a defender esta austeridad presupuestaria, no podrán cumplir con las necesidades de mantenimiento de las actuales infraestructuras, provocando su inexorable deterioro. Lo más alarmante sin duda es que por no poder mantener regularmente las carreteras, nos veamos obligados a realizar otro tipo de actuaciones cuyo coste sea similar al de su construcción y muy superior a la suma de sus mantenimientos anuales.

Compara precios

Las carreteras suponen un gasto para nuestro bolsillo, así como el seguro de nuestro coche . Si quieres ahorrar en éste último te recomendamos que utilices un comparador de seguros de coche Te proporcionará los precios, condiciones y coberturas de las diferentes compañías para tu perfil de conductor y de esta forma te asegurarás de elegir el más conveniente para ti.
¿Qué te parece? Otros usuarios ya están comentando este artículo. Deja tu opinión aquí
Ahorra 120 euros en tu seguro de coche con Kelisto
COMPARA AHORA
Logo seguros home