¿Cómo actuar tras un accidente de tráfico?

Ahorra un 80% en tu seguro de coche

  • Cuando se produce un siniestro en carretera, muchos conductores no recuerdan cómo deben proceder y tienen dudas para rellenar el parte amistoso.

A la hora de viajar, especialmente si vas a conducir por carretera, conocer el protocolo de actuación en caso de accidente no solo ayuda a procurar que todos los ocupantes del vehículo permanezcan fuera de peligro; también a interactuar con los implicados y la aseguradora, evitando que te toque cargar con los daños si no tienes la culpa.

Aunque un seguro de coche cubre por obligación la responsabilidad civil, las indemnizaciones en caso de daños y los servicios adicionales a la reparación de un vehículo varían en función de la póliza. Antes de viajar, repasa las condiciones y prestaciones que tienes contratadas para saber qué puedes reclamar si se produce un accidente.

 Si tu seguro de coche actual no te convence, puedes echar un vistazo a nuestro ranking mensual, donde encontrarás pólizas económicas con prestaciones completas. Además de estar protegido a nivel económico, hay varios pasos que debes seguir si tu coche sufre daños provocados por otro vehículo.

¿Qué pasos debo seguir si tengo un accidente con mi coche?

Al producirse un siniestro en carretera resulta difícil mantener la calma, especialmente cuando hay heridos. Este aspecto, sin embargo, es fundamental para resolver la situación de la forma más segura. Para simplificar el protocolo de actuación, en Kelisto te recordamos los cinco pasos que debes seguir si te ves envuelto en un accidente de tráfico:

  • Recuerda el protocolo PAS: proteger, avisar, socorrer. Mientras esperas a que lleguen los servicios de asistencia, intenta permanecer fuera de la vía. Puedes intentar ayudar a los heridos si sabes primeros auxilios, pero evita agravar la situación si no tienes los conocimientos adecuados. Algunos errores comunes son dar de beber a los perjudicados, moverlos o intentar reparar fracturas.
  • Señaliza el lugar del accidente, tomando las mismas medidas de actuación que en caso de avería. Al salir del coche, lleva siempre puesto el chaleco reflectante y coloca los triángulos de emergencia para facilitar a otros conductores la visibilidad del accidente. Si estás en una carretera de doble sentido, tendrás que poner los triángulos a una distancia mínima de 50 metros de la parte trasera y delantera del vehículo, mientras que para vías de un solo sentido solo tendrás que poner uno que señale la zona de atrás.
  • Si no te pones de acuerdo con el otro conductor involucrado o las discrepancias no permiten rellenar el parte, avisa a las autoridades para que elaboren un atestado, que podrás mandar a tu aseguradora.
  • Una vez tomadas estas medidas y tras comprobar que no hay heridos, toca rellenar el parte amistoso de accidentes. En primer lugar, anota los datos relacionados con el otro vehículo implicado (marca, modelo y matrícula). Además de intentar firmar el documento, ten en cuenta que puedes enviar cualquier prueba a tu aseguradora, por lo que es recomendable hacer fotos de los daños o pedir información de contacto a los testigos del accidente que puedan corroborar tu versión.
  • Tanto si hay acuerdo como si no a la hora de firmar el parte de accidentes, manda una copia a tu aseguradora para facilitar la investigación del siniestro.

¿Cómo rellenar un parte amistoso de accidentes?

La mayoría de conductores saben que cuando varios vehículos se ven implicados en un percance deben firmar el parte amistoso de accidentes, pero no siempre tienen claro cómo hacerlo. En caso de siniestro, los nervios pueden hacerte perder la calma, lo que lleva a omitir detalles que más tarde te pasarán factura. No te preocupes, basta con no agobiarse y seguir algunos consejos para no cometer errores al rellenar el parte amistoso de accidentes:

  • Cuando viajes, no olvides llevar una copia impresa del parte de accidentes, que puedes conseguir directamente de tu aseguradora. Si no la tienes, puedes descargarla desde tu teléfono móvil a través de la aplicación Declaración iDEA o de su página web, una opción disponible desde 2015.
  • Viaja con una copia de tu póliza, ya que tendrás que dar datos sobre tu seguro que quizás no recuerdes. Si estás de vacaciones en un país de fuera de la Unión Europea, dentro de la documentación obligatoria para conducir en el extranjero la Carta Verde te servirá para acreditar que tu vehículo está asegurado.
  • En el apartado de daños materiales, además de indicar los desperfectos de los vehículos principales, debe señalarse si hay más vehículos perjudicados o las pérdidas de otros materiales que no formen parte del coche.
  • El apartado cinco del parte deja un espacio para que anotes los datos de testigos que puedan corroborar la versión de los hechos. No olvides incluir también toda la información sobre los heridos leves por si su situación se complica pasado el accidente.
  • Antes de rellenar el formulario, revisa los puntos para tener claro qué debes poner en cada apartado. Explica bien todos los detalles de la colisión en el apartado 11 de la hoja y, si necesitas más espacio para especificar la situación, usa la parte de observaciones para cualquier apunte adicional.

¿Cuánto tiempo tengo para comunicar un siniestro a la aseguradora?

La Ley del Contrato de Seguro establece que el tomador tiene una semana para avisar a su compañía de que se ha producido un accidente. Si en el momento del siniestro hay aspectos del parte con los que no estás de acuerdo, no lo firmes. Se necesita la autorización de los dos conductores implicados para dar validez al documento, y resultará más difícil modificar tu declaración una vez lo hayas firmado.

Ahorra un 80% en tu seguro de coche