Todo lo que debes saber sobre los seguros que contratas con tu hipoteca

Shutterstock 145688978

Tu opinión nos importa:

Puntúa y deja tu comentario.
¿Necesitas una hipoteca?

Te ayudamos a conseguirla de forma inmediata

Las mejores hipotecas del mercado exigen que el consumidor contrate una serie de seguros con su entidad pero ¿es obligatorio hacerlo? ¿Qué sucede si no lo haces? En Kelisto, te damos todas las claves para que puedas hacer una elección inteligente

En muchos casos, los bancos te ofrecen rebajas en el diferencial de sus hipotecas a cambio de que contrates productos extra que te mantengan vinculado con la entidad. Las cuentas, las tarjetas, los planes de pensiones y, sobre todo, lo seguros, son las opciones que te encontrarás con más frecuencia.

Por ejemplo, la hipoteca del Banco Catalunya Caixa te ofrece hasta una reducción del 0,60: si domicilias tu nómina o pensión junto a los recibos (-0,20), si utilizas las tarjetas de crédito de la entidad (-0,10) y si contratas los seguros de vida (-0,20) y de hogar (-0,10) que comercializa el banco. Es decir, que al +2,40 que habría que sumar inicialmente al euríbor podrías restar hasta un -0,60%, lo que se traduciría en un diferencial del +1,80.

En el caso de la hipoteca Mari Carmen, de la entidad Abanca, puedes reducir hasta un punto el diferencial que ofrecen (pasar del 2,75% al 1,75%) si vinculas productos con ella como una nómina o pensión (-0,40%), un seguro de vida (-0,20%), un plan de pensiones (-0,20%) y un seguro de hogar (otro -0,20%).

Cuando te encuentres con una oferta de este tipo, debes leer con atención la letra pequeña. En ocasiones las promociones pueden dar a entender que es necesario contratar un seguro con el banco que te conceda la hipoteca, pero ¿qué dice la ley al respecto? ¿Tienes que contratar la póliza con tu entidad o puedes elegir el proveedor que quieras? ¿Qué sucede si no la contratas con tu banco? En Kelisto, te resolvemos las dudas más frecuentes sobre los seguros vinculados a los préstamos hipotecarios.

1. ¿Cuáles son los seguros que ofrecen los bancos con más frecuencia?

Una gran parte de las hipotecas que hay en el mercado te exige contratar varios seguros para conseguir el diferencial más atractivo. Por ejemplo, entre las 10 mejores del mercado –que analizamos regularmente en nuestro ranking mensual-, nueve te exigen contratar pólizas de hogar y vida, y cinco, de protección de pagos.

a) seguro de hogar: es el seguro que te ofrecen con más frecuencia y es imprescindible a la hora de contratar cualquier hipoteca. Las entidades te ofrecerán vincular varios tipos de seguro de hogar: desde pólizas que solo cubren el continente –y que permiten cubrir el valor del inmueble ante cualquier posible daño- “hasta seguros de hogar al uso”, lo que incluye la cobertura del contenido.

b) seguros de vida: se contratan para que, en caso de fallecimiento o invalidez del usuario que ha contratado la hipoteca, el banco pueda amortizar la parte que pudiese quedar pendiente del préstamo. Es posible que, asociado a este seguro, el banco te proponga contratar de forma complementaria un seguro de accidentes con cobertura para el riesgo de invalidez o de enfermedad.

c) seguros de protección de pagos: este seguro se utiliza para garantizar el pago de las cuotas del préstamo al banco en situaciones de pérdidas de ingresos, enfermedad o accidente del titular de la hipoteca.

En ocasiones los bancos pueden exigirte que vincules algo más que los seguros explicados. En el caso de la Hipoteca Insuperable de Global Caja (Euríbor de 1,55%) la entidad te exige vincular la nómina, tres recibos principales, tarjeta de crédito, tarjeta de débito, seguro de vida, seguro de hogar y un plan de pensiones. Por ello es fundamental que prestes atención a la letra pequeña del contrato.

2. ¿Alguno de ellos es obligatorio?

El seguro de hogar es obligatorio, pero en determinadas condiciones:

a) Solo es obligatorio el seguro contra incendios: la ley 2/1981 dice que “los hipotecados tendrán que contratar seguro de incendios” cuyo objetivo es cubrir el inmueble contra cualquier posible daño y “esta suma debe coincidir con el valor de la tasación del bien asegurado excluido el valor de los bienes no asegurables por naturaleza”.

Ahora bien, habrá bancos que te ofrezcan solo este tipo de seguros, como es el caso de la hipoteca de BBVA y otros que te ofrezcan uno de hogar con coberturas adicionales, más allá de las exigidas por ley como en el caso de la hipoteca de Bankinter, que para conseguir el mejor diferencial requiere que se contrate una póliza que cubra el continente y el contenido.

b) No es obligatorio contratarlo con la entidad: la ley te obliga a contratar un seguro de hogar para garantizar que la deuda quedaría saldada en caso de que te suceda algo, pero no te obliga a que formalices este seguro con la misma entidad bancaria que te ofrece la hipoteca. Eso sí, lo que sí puede ocurrir es que una entidad te exija que contrates con ellos si quieres beneficiarte de un diferencial más ventajoso. Esto ocurre, por ejemplo, con la hipoteca de Caja España-Duero  que te ofrece una reducción del 0,15% del euríbor si mantienes un seguro de hogar por un importe mínimo del valor de la tasación con ellos.

3. ¿Qué pasa si no quiero contratarlos?

En general, no contratar los productos vinculados que ofrecen las entidades provoca que una hipoteca se encarezca hasta en 1.357 euros al año, tal y como te contamos en Kelisto.

En el caso de los seguros, puedes encontrarte con varios supuestos:

a. Que te suban el diferencial si no contratas lo seguros

Existen hipotecas que te bonifican por contratar con ellos los tres seguros más frecuentes y que, si no, te sube el diferencial. Es el caso del Banco Sabadell te ofrece una hipoteca con la que, si vinculas el seguro de vida, de protección de pagos y de vida te aplican un interés de euríbor +1,90%. En cambio, si no contratas ninguno de estos tres seguros con ellos el diferencial que te aplican es de 2,90%, es decir, un punto más.

b. Que no te concedan el préstamo si no lo contratas

Algunas entidades exigen, como requisito obligatorio para acceder a la hipoteca, que se contraten ciertos seguros. Es el caso de la hipoteca del banco Triodos que se caracteriza por valorar la eficiencia energética de la vivienda y reduce el diferencial hasta el 1,65% cuanto mejor sea la certificación energética del inmueble que se desea comprar. Pero para poder acceder a esta hipoteca la entidad explica en su página web que hay varias vinculaciones que son “obligatorias” como el seguro contra incendios y el de vida.

4. Cuidado con los seguros de Prima Única Financiada (PUF)

Una alternativa para abonar los seguros vinculados a una hipoteca es la Prima Única Financiada (PUF). Esta modalidad consiste en que, en vez de pagar una prima periódica (mensual, anual…) durante los años que tengas que tener activo el seguro, lo abonas de una vez y el banco te financia el pago a plazos. Es decir, es como si estuvieras pidiendo un préstamo para pagar el seguro.

En las PUF, el coste de esa prima única se suma a la cantidad que has pedido como hipoteca. Por tanto, al añadir esta cantidad extra, estarías generando una cantidad de intereses mayor y tu préstamo terminará siendo más caro.

Entre las hipotecas que cuentan con seguros de Prima Única Financiada están la Hipoteca Bonificada del Banco Sabadell o el préstamo hipotecario de Uno-e.

5. ¿Por qué te obligan a poner a la entidad como primer beneficiario?

Es posible que el banco te pida figurar como primer beneficiario de los seguros que contrates. ¿El motivo? Protegerse en caso de que suceda cualquier imprevisto, tanto al inmueble como a la persona que solicita la hipoteca.

Al poner al banco como primer beneficiario en el seguro de hogar, la entidad cobraría el dinero en caso de que un incendio destrozase la casa y podría saldar así la deuda pendiente. Con el seguro de vida, el banco también podría recuperar el dinero pendiente en caso de que su cliente falleciera.

Entre los préstamos que aplican estas exigencias está la hipoteca Sin Más de Bankinter que requiere que, cuando contrates el seguro Multirriesgo de Hogar, además de hacerlo por un valor que coincida con el de la tasación de la casa, figure Bankinter S.A. como Beneficiario de la póliza.

Es importante que tengas en cuenta que el banco no puede obligarte a tomar esta decisión: eres tú quien decide si lo pone o no como primer beneficiario del seguro. Ahora bien, al igual que sucede con la vinculación de productos, no aceptar este requerimiento puede provocar que no te concedan la hipoteca que has solicitado. 

¿Qué te parece? Otros usuarios ya están comentando este artículo. Deja tu opinión aquí
¿Necesitas una hipoteca?

Te ayudamos a conseguirla de forma inmediata

Kelisto te ayuda
¿Buscas una hipoteca?
Un experto te ayudará a encontrar la hipoteca idónea para tí