BMN lanza tres hipotecas a un tipo de interés fijo inferior al 4%

Shutterstock 173896829 (1)

Tu opinión nos importa:

Puntúa y deja tu comentario.
¿Necesitas una hipoteca?

Te ayudamos a conseguirla de forma inmediata

Las nuevas hipotecas ofrecen financiación para comprar una vivienda a 10 años con un tipo del 3,25%; del 3,50% a 20 años; y del 3,80% a 30 años.

La banca lleva ya varios meses sumida en una guerra hipotecaria por ver quién ofrece los intereses más baratos. La última entidad en mover ficha ha sido Banco Mare Nostrum (BMN), que ha decidido contraatacar en el frente de los préstamos a tipo fijo, un producto que no despierta un gran interés entre los consumidores españoles. De hecho, este tipo de hipotecas no sobrepasan el 10% del total que se constituye en el mercado nacional, según los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE).

La oferta que acaba de lanzar BMN cuenta con un interés que varía en función del plazo en el que se desee devolver el préstamo. Así, quienes opten por 10 años, contarán con un interés fijo del 3,25%; los que prefieran 20 años, pagarán un 3,50% por el dinero prestado; y los que elijan 30 años, tendrán que abonar un 3,80%.

Según explicaron fuentes de la entidad a Kelisto, el objetivo es que sus clientes puedan acceder a una financiación hipotecaria para la adquisición de una vivienda a un tipo competitivo y que, al mismo tiempo, les permita tener la seguridad de fijar una cuota que permanecerá inalterable durante toda la vida del préstamo.

El lanzamiento de esta nueva hipoteca se produce solo unas semanas después de que otra entidad, Banco Sabadell, hiciera movimientos en este mercado, que hasta la fecha había permanecido bastante parado. En concreto, la entidad catalana estrenó un préstamo con un tipo fijo que también varía en función del plazo: 3,5% hasta 15 años; 3,70% de 15 a 20 años; 3,90% de 20 a 25 años; y 3,95% de 25 a 30 años, el período máximo para el que se puede pedir esta hipoteca.

La oferta de BMN, por tanto, empata con la del Sabadell en los plazos más reducidos (ambas ofrecen un 3,5% para 15 años), pero ofrece un interés más barato para quienes necesiten un período de devolución superior: un 3,50% para 20 años (frente al 3,70% de Sabadell) y un 3,80% a 30 años (frente al 3,90% hasta 25 años y 3,95% hasta 30 años del Sabadell).

Nuestra opinión

La lucha por ofrecer los intereses más baratos ya no solo se limita a los préstamos hipotecarios de tipo variable. Tanto las hipotecas a tipo fijo como los préstamos al consumo también se han convertido en dos armas con las que las entidades tratarán de atraer nuevos clientes a cambio de ofrecer unas condiciones de financiación atractivas.

Con este panorama, es más importante que nunca que el consumidor no se deje llevar por los reclamos publicitarios y dedique un tiempo a analizar qué oferta le interesa más en función de su situación económica y de la vinculación que esté dispuesto a tener con la entidad que le presta el dinero.

En el caso de las hipotecas, antes de elegir entre un interés fijo o uno variable hay que tener en cuenta qué movimientos podría realizar el euríbor, el índice que sirve como referencia para la mayoría de las hipotecas variables en nuestro país y que, sumado al diferencial del préstamo, determinará cuál es el interés total que hay que abonar al banco. Además de pensar en los beneficios que pueden tener las posibles bajadas de este índice, también hay que calcular si se podría asumir la cuota de la hipoteca en caso de que el euríbor volviera a máximos, como ya sucedió en 2008, cuando superó el 5%.

¿Qué te parece? Otros usuarios ya están comentando este artículo. Deja tu opinión aquí
¿Necesitas una hipoteca?

Te ayudamos a conseguirla de forma inmediata

Kelisto te ayuda
¿Buscas una hipoteca?
Un experto te ayudará a encontrar la hipoteca idónea para tí