Cuentas remuneradas de Catalunya Caixa

Tu opinión nos importa:

Puntúa y deja tu comentario.

La oferta de cuentas remuneradas de Catalunya Caixa gira en torno a un único producto: la Cuenta Ahorro Fácil de la entidad, que dispone de los rasgos generales de cualquier producto de este tipo. Es decir, permite que el consumidor obtenga un cierto interés por el dinero que vaya acumulando pero, al mismo tiempo, le permite tener una liquidez total, lo que significa que podrá recuperar su saldo siempre que quiera sin tener que pagar un cargo por ello.

En cuanto a las características específicas de las cuentas remuneradas de Catalunya Caixa, cabe destacar que se trata de un instrumento de ahorro periódico: es decir, una herramienta pensada para que el consumidor vaya realizando aportaciones de forma regular, frente a otras opciones donde el consumidor simplemente tendrá que depositar su dinero en el momento inicial q ir cobrando los intereses que genere.

Además, estas cuentas remuneradas de Catalunya Caixa no cobran comisiones al usuario y le permiten obtener un cierto rendimiento sin riesgos. ¿La razón? Este tipo de productos disponen del respaldo del Fondo de Garantía de Depósitos, un mecanismo que garantiza que, en caso de quiebra de una entidad, el cliente tendría garantizado hasta 100.000 euros por banco y por titular.

¿Cuál es la retribución de las cuentas remuneradas de Catalunya Caixa?

En cuanto a la retribución, actualmente Catalunya Caixa aplica una Tasa Anual Equivalente (TAE) del 0,10%, aunque condiciona este interés a que el consumidor esté vinculado de alguna manera a la entidad: en concreto, requiere que tenga la nómina o pensión domiciliada, dos o más recibos domiciliados con un mínimo de tres cargos al trimestre, y realicen aportaciones a la Cuenta Ahorro Fácil de, al menos, 30 euros al mes.

Más allá de estos detalles, hay que tener en cuenta que los intereses se liquidan de forma mensual.

En cuanto a la fiscalidad de estos productos, las cuentas remuneradas de Catalunya Caixa, como las que ofertan el resto de los bancos, generan rendimientos del capital mobiliario. Para un caso así, Hacienda reclama que el cliente abone al Fisco un porcentaje de lo ganado que, en caso de sumar menos de 6.000 euros, equivaldrá al 19%.