Cuentas corrientes de Globalcaja

Tu opinión nos importa:

Puntúa y deja tu comentario.

En el catálogo de cuentas corrientes de Globalcaja (entidad perteneciente al grupo Caja Rural), el consumidor podrá encontrar diversas opciones que tienen varios aspectos en común: por un lado, que son depósitos a la vista donde el dinero está siempre disponible (es decir, el consumidor puede recuperar sus ahorros siempre que lo necesite, sin tener que abonar una penalización por ello); por otro lado, que permiten realizar una operativa básica y/o que sirven de soporte para poder contratar otros productos bancarios.

Tipos de cuentas corrientes de Globalcaja

• Cuenta a la vista: quienes se hagan con una de estas cuentas corrientes de Globalcaja dispondrán de una práctica herramienta para poder gestionar sus ahorros. Entre sus atributos, la entidad destaca que se trata de un complemento idóneo para poder operar con productos de inversión ya que permiten tener liquidez inmediata y disponer de toda la información de los movimientos efectuados a través de un extracto.

• Cuenta Tesorería: dentro de la línea de banca para empresas de la entidad se encuentra otra de las cuentas corrientes de Globalcaja. Este producto sirve como depósito para gestionar los apuntes de tesorería. Además, ofrece una cierta remuneración por los ahorros y liquida los intereses mensualmente. Para operar con este producto, los clientes de Globalcaja podrán utilizar Internet, o bien, acudir a cualquiera de sus sucursales donde podrán realizar ingresos en ventanilla, truncamiento de cheques y cualquier otro tipo de ingresos. Ahora bien, este producto no admite descubiertos, reembolsos por ventanilla ni domiciliaciones.

• Cuenta Vivienda: la línea de Banca Rural de Globalcaja oferta la Cuenta Vivienda, un depósito para todos aquellos que quieran ahorrar para comprarse su primera casa o rehabilitar su vivienda, que además cuenta con ventajas fiscales. Quienes contraten una de estas cuentas corrientes de Globalcaja dispondrán de flexibilidad para operar (ya que las aportaciones pueden fijarse con la cantidad y periodicidad que el usuario decida), y una rentabilidad garantizada. Además, permite reinvertir los intereses conseguidos en la propia cuenta.