Consejos para elegir una cuenta vivienda

Shutterstock 207255709

Tu opinión nos importa:

Puntúa y deja tu comentario.
Cta saving arrow cuentas
Ahorra hasta 250 euros en tu cuenta corriente
  • Nómina
  • Remuneradas
  • Corrientes
Compara ahora
Finanzas
  • ¿Qué es una cuenta vivienda?

Es una cuenta de ahorro con una finalidad específica: la rehabilitación o adquisición de su vivienda habitual, siendo esta la residencia del contribuyente durante un plazo continuado, de al menos tres años.

Habitualmente se utiliza haciendo aportaciones periódicas, para pagar  la cuantía equivalente a la entrada de una vivienda.

  • ¿Qué ventajas presenta una cuenta vivienda?

Dota de una gran flexibilidad para hacer aportaciones cuando sea necesario y por el importe que se precise. Igualmente la cuenta vivienda da gran facilidad para conseguir un ahorro de forma sistemática, gracias a las aportaciones periódicas.

Por último, una cuenta vivienda puede ser muy favorable a la hora de conseguir una hipoteca con mejores condiciones.

  • ¿Qué inconvenientes nos podemos encontrar en una cuenta vivienda?

La rentabilidad en la cuenta vivienda es menor a la de otros productos de inversión, y existe un plazo limitado para poder realizar la compra de una casa.

Además solo se puede tener una cuenta vivienda por persona, siendo esta para la primera vivienda habitual.

Por otro lado no se puede disponer del dinero depositado en esta cuenta, ni retirarlo ni invertirlo en otro producto ya que no solo importa el saldo final.

Cuentas vivienda en Kelisto

  • ¿Qué condiciones tiene una cuenta vivienda?

Como cuenta vivienda sirve una cuenta corriente, libreta o depósito bancario, pero no un fondo de inversión. Por lo tanto las condiciones generales y particulares de esta cuenta son las mismas que para estos productos bancarios en cuanto a titularidad, liquidación, modificación, titularidad, envío de extracto.

Su principal punto positivo era las ventajas fiscales que tenía esta cuenta, aunque tuvieran un mayor interés que las libretas de ahorro, pero las ventajas fiscales cambiaron en el año 2013.

Antes del año 2013 se podía deducir el 15% de las cantidades anuales aportadas en el IRPF. Es decir, las cuentas vivienda permitían deducir por las cantidades aportadas a las mismas como si hubiésemos comprado una vivienda, algo que había que hacer en un plazo de cuatro años desde la apertura de la cuenta.

Pero si antes de los cuatro años no hubiese hecho efectiva la adquisición o rehabilitación de la vivienda, el titular de la cuenta vivienda tendrá que devolver el importe de las deducciones que disfrutó junto con los intereses de demora. Actualmente las condiciones fiscales ya no permiten estas deducciones del IRPF.

Desde entonces muchas personas con una cuenta vivienda abierta tuvieron que pensar que hacer con ella, tras ser eliminado su principal atractivo.

  • ¿Qué pasa con las aportaciones en una cuenta vivienda actualmente en 2015?

Como ya hemos mencionado en 2013 se eliminó la deducción por estas aportaciones, quiere decir que el dinero destinado a estas cuentas hasta el 2013 dejó de ser deducible.

Así, si alguien se abrió una cuenta vivienda en noviembre de 2011 tiene hasta noviembre de 2015 para comprarse una casa o rehabilitarla. Eso sí, no se podrá deducir ni un euro por nuevas aportaciones a la cuenta vivienda ni por la compra de la casa.

 

Palabras clave: Cuentas bancarias Guía
Cta saving arrow cuentas
Ahorra hasta 250 euros cambiando tu cuenta corriente con Kelisto
  • Nómina
  • Remuneradas
  • Corrientes
Compara ahora
Finanzas